3/11/09

The Road

TITULO ORIGINAL: The Road
AÑO: 2009
DURACIÓN: 112 min.
PAÍS: Estados Unidos
DIRECTOR: John Hillcoat
GUIÓN: Joe Penhall (Novela: Cormac McCarthy)
MÚSICA: Nick Cave
FOTOGRAFÍA: Javier Aguirresarobe
REPARTO: Viggo Mortensen, Kodi Smit-McPhee, Charlize Theron, Guy Pearce, Robert Duvall
PRODUCTORA: Dimension Films / 2929 Productions

En un futuro, quizá no lejano, en un sombrío mundo postapocalíptico, un padre (Viggo Mortensen) trata de poner en lugar seguro a su hijo (Kodi Smit-McPhee). El planeta ha sido arrasado por un misterioso cataclismo, y en medio de la desolación un padre y su hijo viajan hacia la costa para buscar un lugar seguro donde asentarse. Durante su travesía se cruzarán con los pocos seres humanos que quedan, los cuales, o bien se han vuelto locos o se han convertido en caníbales.

El director australiano John Hillcoat, que había dirigido el western La propuesta, nos presenta la adaptación de la aclamada novela de Cormac McCarthy, ganadora del Premio Pulitzer. The Road (aquí bautizada como La carretera) fue la encargada de clausurar el Festival Internacional de Cine Fantástico de Catalunya, Sitges 2009. La película ya tuvo una buena acogida en el Festival de Venecia, en Sitges también consiguió crear una gran expectación y llamar la atención del público. Rodada en exteriores del estado de Pennsylvania (minas de carbón, parques en desuso, suburbios de Pittsburgh) y en zonas de Nueva Orleans arrasadas por el huracán Katrina. The Road transcurre en un clima postapocalíptico en el que un padre y su hijo deberán seguir el trazado de una carretera si quieren seguir con vida, esto hace que todo sea más realista, un relato de cómo enfrentarse al día a día sin saber nunca lo que te espera.


El ritmo de la película es el adecuado para el tipo de historia, nos traslada a ese mundo postapocalíptico, con un desarrollo que nos muestra la travesía, sin prisa pero sin pausa, creando una atmósfera que atraviesa la pantalla y llega a envolver toda la sala de cine. Logra transmitir la sensación de tristeza, desesperación, angustia y miedo de forma excelente, gracias a los protagonistas interpretados por Viggo Mortensen y Kodi Smit-McPhee. Su trabajo muestra una enorme complicidad, por su credibilidad y por la emotiva relación que comparten, otros personajes secundarios, como Charlize Theron y Robert Duvall, cumplen de forma correcta.
Utilizando de manera sencilla y moderada algunos flashbacks, se nos muestra instantes anteriores a la situación vivida por el personaje de Viggo Mortensen, pero sin mostrar mucha información, lo único que conocemos de ese hombre es que vaga con su hijo en busca de un lugar mejor.


La fotografía, a cargo de Javier Aguirresarobe, uno de los directores de fotografía españoles más respetados, recrea un mundo apocalíptico a la perfección con una atmósfera desoladora. Esta es la película que le ofrece el salto a Hollywood, demuestra un talento brillante, nos ofrece escenas abrumadoras, escenarios lúgubres de una tonalidad gris ceniza, todo con mucho detalle y dotado de gran realismo. Hay muchos elementos que hacen de The Road un film notable que se aleja de lo convencional y se transforma en una propuesta de trazo mucho más definido. Una historia donde las decisiones de un hombre que ha perdido toda esperanza, incluso por momentos, la razón, chocan con la opinión de su hijo, un niño de diez años que no siente odio por nadie y aún mantiene algo de inocencia. Sabe que el mundo ha desaparecido, hay que volver a empezar y él tiene la posibilidad de hacerlo, pues el mundo donde le toca vivir es el único que conoce.


La banda sonora, a cargo del músico australiano Nick Cave, proporciona la intensidad suficiente y viste toda la atmósfera que recrea la fotografía de Javier Aguirresarobe con un dramatismo especial. Durante toda la película una suave melodía nos acompaña, triste y melancólica, es una de esas melodías difícil de recordar, pero que cuando la escuchas por primera vez, parece que la hayas escuchado toda la vida. The Road no es una película perfecta, pero se puede considerar una de las mejores de este año. Su estreno en los cines comerciales, en especial los multisalas, seguramente dará qué hablar. Con elementos comerciales para su éxito, el film transmite un dramatismo especial y su calidad habla por sí sola. Aunque su lenguaje visual, lento y contemplativo, puede alejarse de algunas expectativas creando detractores. Lo que puedo afirmar, es que toda la película está tratada con mucho tacto, han cuidado mucho los detalles y otorgan la medida correcta a cada elemento de los que se compone.


Ésta es una de esas películas donde las cosas te las cuentan sin palabras, los personajes carecen de nombre, tampoco lo tienen los lugares por los que pasan; según los comentarios posteriores a la proyección, la atmósfera de la película parece que consigue transmitir lo oscura que es la novela. La inseguridad que sienten sus protagonistas es transmitida al público en todo momento, es una película que destacará. Por ese motivo, es mejor verla y disfrutarla para sacar conclusiones.

Puntuación

5 comentarios:

  1. Pues a mi me pareció una buena película pero no de cinco estrellas y no porque tenga un desarrollo lento, he visto películas más lentas que esta y me han gustado. Estoy de acuerdo que la trama post apocalíptica esta tratada de una forma menos convencional pero el mensaje y el discurso final si que me parecieron convencionales y hay más películas que tratan el fin del mundo desde un punto de vista similar como por ejemplo "El tiempo del Lobo" de Haneke.

    Igualmente la película tiene momentos muy logrados, el Viggo esta muy bién y he de decir que el rollo contemplatico en algunos momentos me recordó al "No es país para viejos" de los Coen ya que si no me equivoco comparten guionista.

    Una peli interesante, aunque esta es solo mi opinión.

    ResponderEliminar
  2. Comprendo su opinión, joven. Recuerdo que cuando terminó la peli me comentaste que tampoco te gustó tanto. Es cierto que The Road está hecha de una forma que te guste más o te guste menos, no puedes llegar a decir que es mala. Bueno, si puedes, pero la peli está bien hecha. Para mi gusto si merece cinco estrellas, tengo ganas de volverla a ver, para comprobar si me gusta igual.

    El tiempo del lobo la tengo pendiente de ver, aunque sea “algo más convencional” como peli del Haneke, no se si pueden compararse, aunque la temática sea similar. Pero el mensaje de la pelí es maravilloso, es todo el viaje hacia la nada. Buscar un compañero para el fin del mundo.

    Me imagino que cuando dice que Vigo está muy bien no se refiera al momento baño en bolas, jejejeje ;) Lo que no he puesto en la crítica es que el escritor de la novela The Road es el mismo de No es país para viejos. Seguramente ambas sean grandes novelas, pero como adaptación está mucho mejor llevada esta, en mi opinión, que la de los Coen.

    ResponderEliminar
  3. Tendré que volver a verla para confirmar mis impresiones y para ver de nuevo el momento baño en bolas de Vigo ;)

    ResponderEliminar
  4. No la pude acabar de ver, sentí mucha pena y tristeza...

    ResponderEliminar
  5. Hay otras mucho más tristes. Te recomiendo verla.

    ResponderEliminar