18/1/10

La Cinta Blanca


TÍTULO ORIGINAL: Das weisse Band
AÑO: 2009
DURACIÓN: 145 min.
PAÍS: Austria
DIRECTOR: Michael Haneke
GUIÓN: Michael Haneke
MÚSICA: Varios
FOTOGRAFÍA: Christian Berger (B&W)
REPARTO: Susanne Lothar, Ulrich Tukur, Burghart Klaußner, Josef Bierbichler, Marisa Growaldt, Steffi Kühnert, Michael Schenk, Janina Fautz, Michael Kranz, Jadea Mercedes Diaz, Theo Trebs
PRODUCTORA: Coproducción Austrlia-Alemania; Les Films du Losange / Wega Film / X-Filme Creative Pool

La Cinta Blanca nos narra los inexplicables acontecimientos perturban la tranquila vida de un pueblo protestante en el norte de Alemania en 1913, justo antes de la Primera Guerra Mundial. Un granero es prendido fuego, dos niños son secuestrados y torturados... El maestro de escuela observa, investiga y poco a poco descubre la increíble verdad...

Después de recibir varios premios, entre los que nos encontramos la Palma de Oro a mejor película en el Festival de Cannes. Mejor película, director, guión en FIPRESCI: Premios del cine europeo. Seleccionada en Alemania como mejor película extranjera y por último Nominada al Globo de Oro a la Mejor película extranjera.

Haneke
está realizando su "sueño", que la crítica le alave de una forma más posítiva y así poder llegar a un sector más amplio del público (arma de doble filo), algo que ya intento con su remake de Funny Games, hace ya un par de años.

La Cinta Blanca, se puede decir que es su obra más "accesible" al público en general, aunque su sello de identidad está latente desde el primer instante hasta el último y es posible que más de uno se quede algo descolocado tras su visionado, al finalizar y salir los créditos finales solo se oían murmullos por parte del público, no se sí para bien o para mal, yo tengo mí propia opinión, y no es mala del todo.


No olvidemos que Haneke es un director que genera controversia, y que sabe incomodar al expectador sin necesidad de recurrir a la violencia de una forma extremadamente visual y explicita, y eso me gusta, además es algo que sabemos de buena mano los que hemos visto la mayoría de sus películas o al menos las más emblematicas.
Mucha gente es la que desconoce esta faceta del vilpudiado director y después de tanto premio y nominación, acude en forma de rebaño pastoril guiado por cual perro (en este caso la industria), de forma masiva a la sala más próxima. Aunque su estreno está sufriendo limitaciones, no está siendo estrenada en demasíadas salas, pues a pesar de ser una buena película tanto en su forma artística como técnicamente, la etiqueta de cine de autor, no se le puede desvirtuar fácilmente, esto es un echo aceptado en el cine de Haneke.

La historia es lenta y pausada, carece de banda sonora (marca de la casa Haneke) y la cantidad de personajes es alta. Además la sucesión de los hechos se entremezcla incesantemente, pudiendo llegar a confundir, si no se está terriblemente atento, ni os penséis ir al lavabo o mirar la hora, cualquier despiste puede ser crucial, pues aún prestando la debida atención, el desenlace te deja pensativo (otra vez más...marca de la casa Haneke).

La Cinta Blanca recuerda de forma inevitable a El Pueblo de los Malditos y pequeñas referencias a La Lista de Schindler, claro salvando las inconmesurables diferencias.
Pues aquí se trata de forma directa y diferente, la vejación humana (sin recurrir al escandalo visual), la ausencia de libertad, la rectitud y la perseverancia en respetar y acatar las normas establecidas por los adultos. Y aunque el propio Haneke a declarado que nada tiene que ver con el Nazismo, pues está ambientada años antes, creo que podría ser factible que algunos de los niños de la cinta, llegaran a formar parte del tercer Reich, debido a la extrema rectitud inflingida.

Rodada integramente en blanco y negro y con una fotografía e iluminación completamente opuesta en algunos momentos, algunos excesivamente sobresaturados (tanto que deslumbran) frente a otros terriblemente oscuros, pero en general me ha parecido excelente para venir de una cinta sin color.
Los actores están elegidos con gran acierto, sin destacar especialmente, ni fisicamente espectaculares, factor que le da un aire más natural y creíble, al estilo del cine Dogma. Puntualizar que Susanne Lothar, ya ha trabajado anteriormente con Haneke en Funny Games (1997).
La recreación de la época está realmente lograda, pasando por la caracterización de los actores, la propia vestimenta y los decorados.


El ritmo narrativo es correcto, pero en algunos momentos, hay situaciones fuera de contexto, esto hace que el interés decaiga, en forma de altibajos, al menos para un servidor.
Por suerte tiene grandes diálogos y situaciones verbales, tan incomodas y tensas que amenizan este pequeño lastre hacía el propio argumento, el ritmo de la historia y su excesiva duración, esta vez casi ha conseguido rebasar mí propio límite, ¡bravo! Haneke.

La Cinta Blanca es una película bien echa y bajo una buena dirección, pero hay que cogerla con ganas, bueno como casi todo el cine de Haneke. Solamente me falta recomendar verla en versión original (que por supuesto hablan en alemán) , me temo que las voces dobladas le pueden hacer mucho daño a la interpretación de los actores.

El resultado es la cinta más accesible de Haneke, pero puede que no sea lo que espere mucha gente.

10 comentarios:

  1. Le tengo ganas, me da que es una de esas películas que ponen el dedo en la llaga...

    ResponderEliminar
  2. Para mi es una auténtica obra maestra y coincido en que es la nás accesible para el espectador, pero es también muy dura.
    En cuanto a lo de la escena e la comadrona... ¡buff!, brutal.
    Te invito a que pases por mi blog para ver mi reseña de la misma y el especial de Haneke que estoy haciendo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Puntualizar que Haneke nunca ha sido "vilipendiado" por la crítica, si no más bién lo contrario. En los circulos europeos "intelectualoides" de críticos y festivales Haneke hace muchos años que es respetado y valorado especialmente en el Festival de Cannes, como demuestran los premios que ya se llevo en 2001 con "la Pianista" (Gran Premio del Jurado) y en 2005 con "Cache" (Premio al mejor director). Lo que pasa que esta peli se ha juntado con unos cuantos premios y se le esta dando mucho bombo, y claro mucha gente se interesará en ella solo por eso.

    Yo creo que el cine de Haneke es minoritario por definición ya que no intenta entretener a nadie, si no exponer una serie de temas como pueden ser la violencia, la culpabilidad o la educación a traves de situaciones incomodas para que el espectador se haga sus propias preguntas y reflexione sobre ello por lo que ya de entrada es un cine que requiere un esfuerzo y no es fácil de ver.

    A mi la película me ha gustado, continua siendo muy Haneke en esencia aunque puede que si haya sido más pensada para ser algo más "accesible" e intentar llegar a un público más amplio, aunque si piensas en sus películas anteriores me da la sensación que Haneke siempre ha estado más interesado en decir la suya que en ganar premios, pero claro, a nadie le amarga un dulce.

    ResponderEliminar
  4. Para mi gusto son 4 estrellas ;)
    Es la pelí más accesible de Haneke, pero puede aburrir si no sabes de qué pie cojea. Considero más comercial Funny Games, aunque sea más burra y rara. Se puede decir que dentro de su filmografía, comparando con las que he visto, La cinta blanca es la más parecida a lo que se supone que tiene que ser una película.

    ResponderEliminar
  5. Hola, buena reseña, por lo menos no has sucumbido a la opinión "obramaestrista" de las hordas críticas.

    No se si es la más accesible, yo creo que más o menos igula que el resto de su filmografía, la diferencia importante es que el resto la historia se circunscribe a unos pocos personajes y aquí es más coral, con lo que hay más chicha y no es tan claustrofóbica, pero salvo ese detalle es tan personal como cualquier otra.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  6. Cecil, pues si que mete el dedo y además hurga un poco.

    Crowley, en efecto que resulta dura, por eso digo que más de uno se va a quedar descolocado, si no conoce a Haneke.

    Goblin, no me refería a que lo estén lapidando ni discriminando, pero el circulo en el que se mueve es muy pequeño. Yo conocí a Haneke gracias a usted.
    Un ejemplo Aronofsky también es cine de autor (salvo la reciente El Luchador) y el circulo és mucho más amplio, aunque no hayas visto ninguna cinta al menos te suena el nombre, este fué mí caso, antes de ver Requiem por un Sueño.
    Aronofsky ha llegado a más gente y esto en parte lo hace la crítica.
    Creo que con La Cinta Blanca, estamos ante un caso simílar.
    Estoy completamente de acuerdo que Haneke no pretende ser archiconocido pero si llegar a ciertos séctores, en caso contrario habría rodada una secuela de La Pianista. Además ¿por que si no re-grabo plano por plano de Funny Games?, además de la intención de hacerla llegar a EE.UU, creo que también era darla a conocer más ampliamente por Europa, pues si no me equivoco la original no tuvo demasíada buena distribución. En fin que no me expresado bien en lo que quería decír.

    Daemonia, si que es más comercial, visualmente, pero ya sabe usted que delante nuestro otros expectadores reclamaban la devolución del dinero. La Cinta... és más película.

    Dr.Quatermass, yo no sucumbo...bueno anté el anillo de poder, quizás. La definición correcta es "pensada para el público mayoritario".

    ResponderEliminar
  7. Es una obra maestra rotunda y también me quedo con la escena del médico y la comadrona, dura y humillante.

    Lo de que esta película es más accesible estoy de acuerdo en parte, porque creo que es accesible en el momento que la gente se sienta en las butacas, pero dura dos horas y veinte minutos y es en blanco y negro. ¿Cuánta gente pensará: qué coñazo debe de ser esta peli? Haneke sigue siendo nada comercial, pero ha jugado con una puesta en escena impecable y clásica.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  8. Elprimerhombre, pues claro que Haneke sigue siendo anticomercial, pero esta película está echa de forma para atraer a más público que en el resto de sus obras, en detalles de si va a gustar en mayor o menor proporción, no creo que valga la pena entrar.

    ResponderEliminar
  9. Yo todavia estoy asimilandola.

    Es incuestinable, la dureza de sus imagnes. Los crios estas soberbios, me recordabana a los de "la guerra de los botones", quizas por que la vi hace poco, y claro el B y N.

    Hay algunas escenas que me gustaria comentar, como la escena utilizada para el cartel ( Martin llorando), que es montada sobre la escena del doctor practicando sexo con la comadrona. Intencionado completamente. La mayoria de las escenas impactantes, son en realidad, las de los niños, mas que nada, por que el espectador siente que son capaces de hacer cualquier cosa. Y eso si acojona.

    Salu2

    ResponderEliminar
  10. Los niños en el cine de terror, siempre acojonan. La mezcla de inocencia con la maldad, es terrorifico.

    ResponderEliminar