13/4/10

El cerebro que no quería morir


TÍTULO ORIGINAL:
The Brain That Wouldn't Die
AÑO: 1962
DURACIÓN: 82 min.
PAÍS: Estados Unidos
DIRECTOR: Joseph Green
GUIÓN: Joseph Green, Rex Carlton
MÚSICA: Abe Baker / Tony Restaino
FOTOGRAFÍA: Stephen Hajnal (B&W)
REPARTO: Jason Evers, Leslie Daniels, Virginia Leith, Marilyn Hanold, Paula Maurice, Adele Lamont, Bonnie Sharie, Bruce Brighton, Arny Freeman
PRODUCTORA: Rex Carlton Productions

Un cirujano carente de ética, el Dr. Bill Cortner, está desarrollando una técnica de transplante de órganos y miembros. Después de que su prometida, Jan Compton, fuera decapitada en un horrible accidente de coche, intenta encontrar a una mujer con un cuerpo bonito para transplantarle la cabeza que ha podido salvar.

El pasado domingo 28 de marzo la edición Spooky Cinema 6 nos ofreció la doble sesión de Cerebros Mutantes en el auditorio Les Basses de Barcelona. Hace unos días comentamos la primera película del evento, El cerebro del planeta Aorus. Debido a los pasados días festivos hemos tardado un poco con la reseña de la segunda película, se trata de El cerebro que no quería morir. La temática es similar a la anterior película, en este caso es de 1962 y se centra en la muerte cerebral o más bien en evitar la muerte del cerebro, una curiosa producción de terror y ciencia ficción. En esta cinta de serie B se volcaron al máximo en sacar partido a los escasos recursos de los que disponían y puede apreciarse un gran trabajo de elaboración y originalidad. La idea principal de la película viene del clásico Frankenstein de 1931, pero consigue innovar y servir de inspiración a otras películas más actuales, como por ejemplo Re-Animator.

El valor de estas películas reside en la audacia para asombrar siendo a la vez críticas, con guiones simples y sin alardes técnicos llegan más lejos que producciones actuales. En esta ocasión también encontramos escenas subidas de tono, tanto en lo sexual como en lo violento. Es muy interesante observar como la pérdida de control acentúa los errores humanos llevando la situación al delirio, adornado con algunos elementos sobrenaturales, se obtiene como consecuencia un resultado inquietante y perturbador, donde lo truculento de la manipulación genética es sumamente llamativo. El delirante argumento de la película es algo a tener en cuenta, sobre todo por el año en el que se rodó, situaciones muy surrealistas, diálogos eróticos, morbo y suspense. Pero pese a todo, con un buen resultado final y crítica al ser humano por jugar a ser dios, la ética de hasta donde está el punto del bien y del mal. También se castiga el ego y la medicina experimental que supera el límite, en un principio para ayudar a la ciencia con un fin común, aunque con sombríos propósitos de éxito profesional y personal. La ambición de un desquiziciado doctor se mezcla con sus sentimientos y termina en una retorcida espiral con sombrío final.

6 comentarios:

  1. Vaya, igual es una de las que busco por el emule, tiene buena pinta de serie B, y estoy falto de ellas.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Pues adelante, creo que te gustará. La película está muy bien, creo que sufrió un poco de censura y se estreno algunos años después de ser rodada, se eliminaron escenas y tal. La verdad es que la película presenta situaciones curiosas.

    ResponderEliminar
  3. También me gustó más esta que la de El Cerebro del Planeta Arous.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo2/5/10 2:42

    Me interesa la banda sonora de la pelicula. Contiene musica que tambien esta en otras peliculas de suspenso y terror. Tienes informacion al respecto?

    ResponderEliminar
  5. ninguna de estas peliculas vale la pena verlas es para los que no tienen absolutamente nada que hacer son una bola de inutiles... (Sin ofender alos presentes)...

    ResponderEliminar
  6. En todas las épocas hay malos y buenos films.

    ResponderEliminar