27/10/10

Super


TÍTULO ORIGINAL: Super
AÑO: 2010
DURACIÓN: min.
PAÍS: Estados Unidos
DIRECTOR: James Gunn
GUIÓN: James Gunn
MÚSICA: Tyler Bates
FOTOGRAFÍA: Steve Gainer
REPARTO: Rainn Wilson, Ellen Page, Liv Tyler, Kevin Bacon, Gregg Henry, Michael Rooker, Linda Cardellini, Nathan Fillion, Andre Royo, Sean Gunn, Stephen Blackehart, Edrick Browne
PRODUCTORA: This Is That Productions

Tras ver cómo su mujer cae bajo la influencia de un traficante de drogas, un tipo corriente decide transformarse en Crimson Bolt, un superhéroe con las mejores intenciones... pero sin ninguna habilidad especial.

De siempre la industria ha recurrido al mundo del comic para adaptarlos a la gran pantalla, pero en los últimos tiempos principalmente debido a la falta de ideas, el mundo de los superheroes se ha visto desbordado en la gran pantalla. Finalmente ha surgido esta nueva oleada de superheroes sin poderes, oleada en la que se parodia el género, pero no como las spoof movies basándose en secuencias de otras películas, sino creando un argumento y personajes independientes.
Este tipo de superheroes ya existia en los comics mucho antes de toda esta movida, pero no de la forma comica que se está aplicando en la pantalla, y que tantos buenos resultados está dando.

Conociendo a la industria cinematografica, esto solo es la punta del iceberg y dentro de unos años, no muchos, la frescura y genialidad de las primeras obras, quedará sepultada bajo un montón de sucedaneos, a cual peor.
De forma reciente en plan superproducción, tenemos Kick-Ass y más modestamente a la sombra, Super y Defendor, de esta ultima hablaré en breves días.


James Gunn trabajó para Troma, si...si la famosa productora del Vengador Tóxico y otras lindezas por el estilo. Bajo este sello, Gunn escribió Tromeo and Juliet, y dirigió un par de series para tv además de un corto para tv del personaje tromavilliano, Sgt.Kabukiman.

El transfondo de Super, es un drama romántico, pero tras unos dinámicos créditos iniciales en los que se nos avanza un poco el rol que desempeña cada personaje dentro de la historia y con una canción de los más pegadiza, comienza la gamberrada padre. En general la cinta está muy bien adornada con momentos superdivertidos e idas de olla monumentales, como el de la visión onirica que tiene Frank D'Arbo justo antes de convertirse en Crimson Bolt, interpretado por Rainn Wilson. La verdad no me parecía que fuera a encajar en el papel, digamos que su cara me resulta un tanto peculiar, pero realmente lo hace genial.


Como todo superheroe sin poderes y que precie minimamente su propia vida, necesita un ayudante, ahí es donde entra Ellen Page (Hard Candy, Origen) haciendo un papel muy histriónico y parodico, muy diferente a su rol habitual, aunque he visto pocas obras suyas como para afirmar que esta sea la primera vez de un registro serio y formal.
Liv Tyler, se limita a completar la historia, no tiene demasíada relevancia, salvo en los hechos iniciales y los acontecimientos finales. Y Kevin Bacon, algo demacrado, encaja a la perfección en el papel de traficante de tres al cuarto.

Palabras de Gunn afirman que la colaboración del plantel de actores, obviamente cobraron por su faena, pero fue en plan colegas. También comentó que llevaba elaborando el guión años antes de toda esta moda de comedias de superheroes, levantada por Kick Ass.


Las diferencias respecto a Kick Ass, son un presupuesto mucho más moderado, escenas de acción más realistas y un humor más gamberro, menos estilizado. El gore también hace acto de presencia en algunos momentos, aunque está mejor hecho que en las obras de Troma, guarda la esencia, Gunn "nació" en Troma y eso se nota. La parte gore también es menos estilizada que en Kick Ass. En este aspecto Super es más semblante al comic de Jhon Romita Jr. y es posible que muchos fans de este, se queden mas contentos con Super que con la adaptación de Kick Ass. Con esto no quiero decir que sea mejor ni peor, es una visión diferente. A mí me gustan por igual, cada una a su manera.

Divertida, gamberra y delirante a partes iguales. Altamente recomendable.

No he encontrado trailer, dejo un clip.

24/10/10

Cortos para cortos Vol. 7


Séptima edición de este Festivalillo dedicado a los cortos caseros, artesanos y auto-producidos, sin importar géneros. 120 minutos de las obras más divertidas, extrañas, únicas y dementes con un público altamente participativo. Los que vayais al Festival de Cotxeres de Sants, entederéis a la perfección "lo de público altamente participativo". Como anuncia el spot del festival de este año, si sois snobs, no vengáis.

El Sábado 6 de Noviembre.
En Cotxeres de Sants. Calle Sants 79 (junto a Plaza de Sants)
A las 22 horas
...ENTRADA GRATUITA DEL TODO!!! (Aforo limitado)

Vampires


TÍTULO ORIGINAL: Vampires
AÑO:
2010
DURACIÓN:
88 min.
PAÍS :
Bélgica
DIRECTOR:
Vincent Lannoo
GUIÓN:
Frédérique Broos, Vincent Lannoo
MÚSICA:
De Snaar, John Engel
FOTOGRAFÍA:
Vincent van Gelder
REPARTO:
Paul Ahmarani, Julien Doré, Carlo Ferrante, Alexandra Kamp-Groeneveld
PRODUCTORA:
Left Field Ventures

Dentro de las propuestas más alternativas que nos ha ofrecido este año el Festival de Sitges encontramos esta comedia vampírica en formato de falso documental o mockumentary, en la que de la mano de unos reporteros de televisión seguiremos las vivencias de una familia de vampiros compuesta por el matrimonio formado por Georges y Bertha y sus hijos Samson y Grace. A través de este "documental" seguiremos el día a día de la familia con sus alegrías y decepciones así como de los problemas derivados de su peculiar condición. 
 
Ahora que la moda vampírica vuelve a pegar fuerte debido a la saga Crepúsculo y series como True Blood que han popularizado de nuevo la fiebre vampírica para las masas a base de resaltar la parte más 'glamurosa' y 'romántica' que por lo visto conlleva ser un vampiro, se agradecen propuestas como la de este falso documental que pude ver en este ya finalizado festival de Sitges y que viene a desmontar todos estos tópicos que rodean al mundillo vampírico, llevandolo al terreno de lo cotidiano, alejándose de todo tipo de glamour y mostrandonos a unos vampiros que bien podrían ser nuestros vecinos y todo esto hecho con un gran sentido del humor y el sarcasmo.

Al principio se nos explica como el grupo de 'reporteros' encargados del documental son ya los terceros que lo han intentado y como los dos anteriores han desaparecido en misteriosas circunstancias, por lo que en esta ocasión se han tomado medidas de seguridad para evitar que suceda lo mismo. A partir de aquí iremos viendo el día a día de una familia de vampiros como si de un 'reality-show' se tratase (con declaraciones a cámara incluidas), con todas sus problemáticas que en el fondo no son tan diferentes de las de una familia 'normal' pero con sus peculiaridades, claro esta. De esta forma se mezclan de forma muy hábil los tópicos vampíricos que todos conocemos (su condición de inmortales, la no tolerancia a la luz del sol y los símbolos religiosos, etc.) con las situaciones más comunes y cotidianas de una familia, todo ello con un humor muy afilado y sutil que da lugar a situaciones realmente divertidas y donde también hay lugar para la crítica social que en este caso retrata algunas problemáticas de la sociedad belga.

Su director Vincent Lannoo ha sabido sacarle partido a la "amoralidad" característica de los vampiros, pues no hay que olvidar que en el fondo son muertos vivientes para los que nosotros, los seres humanos no somos mucho más que animales con los que poderse alimentar. Así presenciamos como la familia se alimenta a través de inmigrantes ilegales (por lo que cumplen 'una gran labor para la sociedad' dice uno de ellos con gran ironía) e incluso se llega a insinuar la preferéncia de alguno de los miembros familiares por la sangre de bebes, algo que para nosotros resultará escandaloso pero no para un vampiro totalmente carente de cualquier tipo de moralidad y empatía hacia los humanos.

Todos los miembros de la familia están interpretados por actores desconocidos que cumplen muy bién con su acometido, desde los dos hijos adolescentes que tienen sus más y sus menos como unos hermanos cualquiera hasta el matrimonio, con mención especial para la madre (Bertha) que consigue el punto necesario de mala leche creando uno de los personajes más carismáticos, así como también merecen una mención la pareja de vecinos que viven en el sótano del edificio, una pareja de vampiros que han tenido menos suerte en la vida y les toca vivir con menos lujos por lo que se dedican a criticar a sus vecinos de arriba demostrando que las clases sociales y la envidia también existe entre los vampiros.

Vampires
me ha sorprendido muy gratamente, quizá porque no esperaba gran cosa al tratarse de un formato tan explotado ultimamente como es el falso documental y al tocar una temática tan sobada como es la del vampirismo, pero para mi sorpresa me encontré con un mockumentary de lo más disfrutable e ingenioso. Recomendado para todos aquellos que estén hartos de la actual moda de vampiros-emo y quieran disfrutar con una propuesta diferente donde nuestros amigos de dientes afilados son mucho más cercanos... y divertidos.

23/10/10

Frozen


TÍTULO ORIGINAL: Frozen
AÑO : 2010
DURACIÓN: 94 min.
PAÍS : Estados Unidos
DIRECTOR: Adam Green
GUIÓN: Adam Green
MÚSICA: MarAndy Garfield
FOTOGRAFÍA: Will Barratt
REPARTO: Emma Bell, Shawn Ashmore, Kevin Zegers, Ed Ackerman, Rileah Vanderbilt, Kane Hodder, Adam Johnson, Chris York, Peder Melhuse
PRODUCTORA: Anchor Bay Films

Frozen nos presenta a dos locos y la novia de uno de ellos. Su pasión por el snowboard, les hace montar en el telesilla de una estación de esquí ambicionando la última bajada por la ladera antes de marchar a casa. De pronto, el telesilla se detiene por completo. Ni un alma alrededor. Todo empeora cuando las luces de la estación se apagan para no encenderse de nuevo hasta el próximo fin de semana. Entonces tendrán que hacer cosas impensables para poder sobrevivir a una muerte segura por congelación. Pero además, pronto se darán cuenta de que el frío no es su peor enemigo.

Es sorprendente lo polivalente que puede llegar a ser un director, cuando se lo propone. Adam Green, que nos "asombró" en 2006 con Hatchet, una splatter movie. Este año nos trae a la gran pantalla la segunda parte de ésta, que por cierto, salvo los ultimos veinte minutos, la película es soberanamente aburrida. Bueno a lo que vamos, también ha estrenado Frozen, una survival movie, al estilo Open Water, pero en lugar de agua y tiburones, nieve y fauna animal salvaje. Con esta cinta se desmarca totalmente de ese estilo tan rudo de Hatchet, tanto en el guión como visualmente.

Estamos ante una película de ajustado presupuesto, pocos actores, una única localización y escasos efectos especiales, si bien hay un par de momentos geniales. El ritmo es lento y apenas suceden cosas, se basan mucho en la relación entre personajes y el instinto de supervivencia. Las survivals horror, solamente suelen funcionar bien, cuando entramos en situación y nos ponemos en la piel de los personajes. Pero lo más importante es que la historia enganche al espectador y Frozen está lo suficientemente bien construida, como para hacerlo, aunque como he mencionado, te tienen que gustar este tipo de cintas.


Sus actores sin ser lo mejor del universo, hacen creíbles a sus personajes y hacen que la historia sea efectiva, creíble y emocionante, es algo que podría pasar. Es cierto que algunas de las acciones de los personajes pueden resultar cuestionables, pero es muy fácil hacerlo desde la butaca, ¿que haríamos nosotros en su situación?, el miedo no deja pensar con claridad.

El presupuesto, como ya he mencionado, está más que ajustado, con lo cual si funciona medianamente bien en taquilla y el mercado dvd es posible que remate la faena, Green puede salir de la situación bastante forrado, teniendo en cuenta la inversión inicial.


Una diferencia con Open Water es el aspecto visual, mientras que en aquella no se veía el peligro de una forma tangible, todo quedaba a la imaginación del espectador, en Frozen tenemos un par de momentos explicitos, aunque no llegan a ser escandalosos, si que dan un poco más de tensión, sobretodo el primero.

Poco más puedo decir de esta sobria y plausible cinta, si te gustan las survivals horror basadas en situaciones entre personajes, no te la pierdas.

21/10/10

Let Me In


TÍTULO ORIGINAL: Let Me In
AÑO : 2010
DURACIÓN : 115 min.
PAÍS : Estados Unidos
DIRECTOR :Matt Reeves
GUIÓN :Matt Reeves (Novela: John Ajvide Lindqvist)
MÚSICA :Michael Giacchino
FOTOGRAFÍA :Greig Fraser
REPARTO :Kodi Smit-McPhee, Chloe Moretz, Richard Jenkins, Elias Koteas, Sasha Barrese, Cara Buono, Chris Browning, Dylan Minnette, Jimmy 'Jax' Pinchak, Seth Adkins
PRODUCTORA :Overture Films / Relativity Media / Hammer Film Productions

La verdad poner la sinopsis, lo encuentro una tonteria pues es la misma que la obra original, y doy por hecho que la mayoria de los que nos gusta el cine, habremos visto Let The Right One In (2008), la obra original. De todas formas ahí va.

"Let Me In" se centra en un niño triste llamado Owen (Kodi Smit-McPhee), maltratado por sus compañeros de clase y abandonado por sus padres divorciados; sin embargo, algo cambiará en la solitaria vida de Owen cuando conozca a una nueva y misteriosa vecina llamada Abby (Chloe Moretz), que vive al lado suyo junto a su silencioso padre (Richard Jenkins), y con quien entablará una particular amistad...

Para mí, la definición y situación correcta de llevar a cabo un remake, es cuando una obra tiene unos cuantos años a sus espaldas, con esto no quiero decir que una relectura sea necesaria en todos los casos. Pocas veces son las que el resultado, como minimo, es satisfactorio. El tema de los remakes cada vez está más extendido y se asume (a regañadientes), pues desde tiempos inmemoriales ya se hacian.

Pero la oleada y norma que están tomando los norteamericanos, de rehacer las películas recien salidas del horno, está fuera de lugar.
No entraremos en detalles del porqué, pues está claro que no es necesario, nosotros vemos su cine, ellos deberían ver el nuestro, sin mayores impedimentos.
Pero puestos a hacerlo ya que parece que no podemos evitarlo, la opinión del público en estos casos no cuenta para nada. Los que tienen el dinero son los que mandan, pues como minimo se exige un respeto hacia la obra original, me alegra decir que es de las pocas veces que, así ha sido.


A priori al ver el trailer, el miedo y el panico se hizo presa de mí. Lo único que me impulsó a querer verla es el amor que le tengo a la original y el reparto elegido para rehacerla, Kodi Smit-McPhee el niño de The Road y Chloe Moretz la niña de Kick Ass. Y eso que parecía que fueran a convertirla en una película de terror al uso, sorprendentemente, no ha sido así.
El ritmo narrativo es casi identico a la original, lento y sobrio, aunque en los primeros minutos se sospeche lo contrario.
Todo sigue la tónica de la original, desde el score, pasando por los encuadres de la cámara hasta la propia interpretación de los actores.

Cambios, claro que hay, pero son minimos. Como por ejemplo, en las escenas que Abby ataca, no lo dejan tanto a la imaginación del espectador, aprovechan para que se vea, pero no de una forma totalmente gratuita.
Las escenas del parque son más calidas, debido a la iluminación de las farolas de color amarillento. Y Owen (Oscar, en la original) es ingenuo pero no tanto como éste. Un ejemplo SPOILER...en la original Oscar se queda en la piscina al llegar sus atacantes, aquí Owen decide salir e intentar escapar, aunque de poco le servirá...FIN SPOILER. Estas escenas le imprimen un poco más de emoción, aunque el punto de vista resulta un tanto diferente.

Ya he mencionado que el score acompaña la historia de forma similar a su antecesora, de una forma tranquila, salvo cinco momentos muy cortitos, suenan temas de la época en que está basada, 1983, uno de estos momentos es el del tocadiscos de la original, aquí la canción se adapta a la época en que se basa el remake. Pero no desentonan, son secuencias muy cortas.

Algunas situaciones han sufrido cambios o han sido suprimidas y algunos personajes secundarios sustituidos por otros, aunque no afectan de una manera negativa, resumen un poco la historia, la hacen más concisa. También han optado porque los escabrosos sucesos no pasen desapercibidos, aquí la policia investiga los echos, aunque queda coherente, a la vez que no resulta escandaloso ni gratuito, se investiga de una forma tranquila, no es que salga por las noticias ni nada por el estilo. Se queda en un simple echo aislado.


La mayoria de cosas que en la otra se explicaban con imagenes aquí se ven apoyadas y sobreexplicadas por dialogos o alguna nueva secuencia integrada en momentos que ya se sucedian en la anterior. Todo de forma muy sutil. No sé la media intelectual del público estadounidense, pues no hace falta ser un erudito para entender todos los detalles de la obra original, ahora si les hace ilusión que se lo den mascadito, adelante.

Lo más preocupante, para mí, es que se cargaran por completo la obra original, por suerte no ha sido así. Claro que no supera el encanto ni la magia de la original, pero al menos se nota que la han realizado con respeto y amor hacia ésta. Los cambios han sido supeditados a raíz de un público (americano) que los exige, y Matt Reeves se lo dá. Curiosa de ver, más aún si amas la obra original. Y lo más importante, aunque no supera la original, tampoco decepciona.

Horror Market


La Oscura Ceremonia te invita a formar parte de este primer encuentro Expo-Halloween cuyo objetivo es fomentar de una manera entretenida todo lo que encierra la cultura del horror y sus diferentes vertientes mundiales y culturales. El horror está en todos lados!.
"Ven a ver, ven a comprar, ven a vender, ven a intercambiar, ven a degustar, ven a maquillarte, ven a entretenerte, ven a disfrutar, ven a horrorizarte! Si tienes algo que mostrar, algo que vender, algo que contar, algo que intercambiar, algo que promover te damos gratuitamente un espacio de 2x2 metros para que te instales a tu gusto e inicies una jornada divertida durante toda la tarde del Domingo de Halloween."

Espacio y punto de encuentro para todos los amantes del género de terror, monstruos, ciencia ficción, zombis, halloween, día de los muertos, la santa muerte, los disfraces, la caracterización, el cine de terror, el D.I.Y., el coleccionismo, los objetos de segunda mano y la cultura kitsch que relaciona al género.

Domingo, 31 de octubre · 14:00 - 21:00
Lugar Espai Jove La Fontana
Fontana 190
Barcelona, Spain

Descárgate el pdf para informarte más y participar... http://www.laoscuraceremonia.com/img/HORRORMARKET.pdf
Todos sois bienvenidos!!!!!!!!

20/10/10

Festival de Sitges 2010

Aquí tenéis un listado de películas que hemos visto a lo largo de todo el festival.

Notre jour viendra


TÍTULO ORIGINAL: Notre jour viendra
AÑO: 2010
DURACIÓN: min.
PAÍS: Francia
DIRECTOR: Romain Gavras
GUIÓN: Romain Gavras, Karim Boukercha
MÚSICA: Sébastien Akchoté
FOTOGRAFÍA: Andre Chemetoff
REPARTO: Vincent Cassel, Olivier Barthelemy, Justine Lerooy, Vanessa Decat, Boris Gamthety, Rodolphe Blanchet, Chloé Catoen, Sylvain Le Mynez, Pierre Boulanger
PRODUCTORA: UGC Distribution

Remy (Olivier Barthelemy) es bastante inocente, pero su relación familiar es conflictiva, tras una discusión, decide huír, en esta huída conoce a Patrick (Vincent Cassel), psicoanalista, manipulador, sociópata, nihilista y misantropo. Ambos son pelirrojos (aunque estéticamente apenas se note) y viven discriminados por la sociedad, al menos, así lo creen ellos. Juntos emprenderán un viaje hacia Irlanda, idea obsesiva por parte de Remy, de reencontrarse con los de su "especie". Un viaje que los conducirá hacia la destrucción humana y todo lo que les rodea.

Dantesca y descontrolada propuesta la que nos ofrece Romain Gavras, en su primer largometraje. En realidad es una película tranquila, rara y gafapastil en algúnos momentos, pero sin excesos de pedanteria. Aunque para mi gusto algunas escenas necesitan ser recortadas, como la reunión en el parquing con tres personajes que no influyen, ni conducen a nada en la trama.


Para mí, la película entera es aburrida. Aunque realmente tiene algunos momentos en los que Vincent Cassel, haciendo de bizarro se come la pantalla, metaforicamente. La escena de la orgia y la del jacuzzi, son demencialmente buenas.

La música es histriónica, igual o más que las imagenes que recorren nuestra retina. Unas imagenes que nos muestran la autodestrucción de los personajes. Precisamente, la película es efectiva pues el duo de personajes es como el blanco y el negro, totalmente opuestos. Aunque Remy decida imitar el comportamiento de Patrick, lo cual dará situaciones tan humoristicas, como aberrantes.
Técnicamente la película tiene una buena fotografía, y una dirección sobria y mordáz.


Yo la considero una película de escenas claves, en las que sin duda merece ver al gran Cassel, haciendo un papel que le queda como una bata de seda, se desenvuelve con soltura y genialidad. Como he mencionado se hace aburrida pues algunos momentos están de relleno, no conducen a nada. El final quizás es algo precipitado, aunque no deja de ser una película que no merezca la pena ver.

19/10/10

The Ward

TÍTULO ORIGINAL: The Ward
AÑO: 2010
DURACIÓN: 89 min.
PAÍS: Estados Unidos
DIRECTOR: John Carpenter
GUIÓN: Michael Rasmussen, Shawn Rasmussen
MÚSICA: Mark Killan
FOTOGRAFÍA: Yaron Orbach
MONTAJE: Patrick McMahon
REPARTO: Amber Heard, Danielle Panabaker, Mika Boorem, Jared Harris, Lyndsy Fonseca, Mamie Gummer, Laura-Leigh, Sali Sayler, Sydney Sweeney, Dan Anderson
PRODUCTORA: Echo Lake Productions / A Bigger Boat

The Ward gira en torno a una joven que tras prender fuego a una granja, es recluida en una institución mental con otras cuatro chicas. A pesar del silencio de los guardianes y sus compañeras, no tardara en empezar a sospechar que algo extraño amenaza sus vidas. Además de sus respectivos problemas, tendrá que ser cautelosa con otra paciente que aparece por los pasillos al caer la noche.

Han pasado casi 10 años desde el último largometraje de John Carpenter, al igual que con Fantasmas de Marte, su nueva película la hemos podido visualizar en primicia en esta 43a edición del festival internacional de Sitges 2010. En anteriores años pudimos disfrutar de las historias que Carpenter proporcionó en la colección Masters of Horror, pero no era suficiente. Después de tanto tiempo esperando, es cierto que The Ward no es lo que se esperaba. La película parece más un encargo, el sello o los detalles Carpenter, son mínimos. Si el nombre del director fuera el de un desconocido, la película no gozaría de ningún tipo de expectación, Carpenter tiene que demostrar que sigue vivo, tiene que trabajar y en está película cumple con el papel de director, pero se nota que su implicación no a ido más lejos. En la actualidad se encuentra enfrascado en el nuevo proyecto anunciado entre finales del 2010 y principios del 2011 títulado L.A. Gothic, poco se conoce al respecto salvo detalles de su argumento, pero apunta a ser más Carpenter que The Ward. No es una mala película, pero si puede ser una catapulta hacia otro proyecto más destinado a la serie b casposa de la que Carpenter sabe sacar partido, el tiempo lo dirá.

El problema de The Ward es que se esperaba más de ella por la implicación de Carpenter, pero la película tiene una ambientación y algunos momentos muy logrados. Su guión es muy simple, los personajes no están mal pensados, pero el desarrollo es previsible y esquematizado. Esta película es como muchas otras que hayamos podido ver, pero en ningún momento se hace aburrida y el ritmo de la acción es constante. Claro que, si desde un principio te cierras en banda, no la disfrutarás en absoluto. Estaba mentalizado con no ver ninguna maravilla, pero reconozco que estaba emocionado por el mero hecho de tratarse de un proyecto con John Carpenter. En más de una ocasión he reafirmado mi debilidad y fascinación por su obra, se que me repito, pero me reafirmo... John Carpenter es lo mejor de lo peor. Cuando comenzó la película unos créditos iniciales muy estéticos y elaborados, sorprendieron de forma muy positiva. El arranque de la historia es interesante y a raíz de ingresar a la protagonista en la institución mental, la cosa adquiere una dimensión que desconcierta. De repente los personajes que se presentan y las situaciones que se crean, están entre lo ridículo y lo surrealista. Pero las cosas no son lo que parecen, dentro de lo previsible de la película hay que dejar que las cosas vayan fluyendo.

Se trata de una producción con pocos personajes, bien definidos dentro de la exageración que se les otorga, al igual que bien interpretados, una vez termina la película se llega a esa conclusión. Todo es simple y esquemático, pero no por ello deja de ser una película con tratamiento resultón y entretenido. Se puede afirmar que The Ward es muy modesta, una gran candidata para ser despotricada. Aunque hay algunos momentos muy buenos dentro del aspecto terrorífico de la cinta, así como buenos efectos de maquillaje. Se echa en falta una banda sonora más al estilo que Carpenter nos tiene acostumbrados, pero en algunos momentos tiene pequeños resquicios que conllevan matices que los fans más rebuscados podrán apreciar. La película será duramente criticada, pero entramos en el dilema de siempre... el cine de Carpenter es malo, eso es evidente, no hay que apoyarse en que tiene películas que han pasado a ser clásicos y otras muy malas. Todas tienen una cierta coherencia en común, creo que quien se dedica a criticar sus películas para alimentar su ego, no a terminado de comprender la esencia que reside en cada una de ellas. También es cierto que siempre lo defenderé ciegamente, aunque admita todos los defectos tan evidentes, precisamente es eso lo que me gusta, así que, aunque solo sirva para ver que Carpenter sigue vivo y que aún puede dar de sí, apoyo The Ward.


18/10/10

Rubber


TÍTULO ORIGINAL: Rubber
AÑO: 2010
DURACIÓN: min.
PAÍS: Francia
DIRECTOR: Quentin Dupieux
GUIÓN: Quentin Dupieux
MÚSICA: Sébastien Akchoté, Gaspard Augé, Quentin Dupieux
FOTOGRAFÍA: Quentin Dupieux
REPARTO: Thomas F. Duffy, Wings Hauser, Jack Plotnick, Haley Ramm, Courtenay Taylor, Blake Robbins
PRODUCTORA: Rubber Films / Orange Sky / Realitism

Cuenta las desventuras de un neumático llamado Robert que, después de descubrir una pila de neumáticos abrasados, decide vengar a "su gente".

Rubber es una película que rinde homenaje a las situaciones absurdas y cosas que no tienen explicación. Stephen Spinella encarna el papel de sheriff y es el que lleva el motor de la película (omitiendo al neumatico, claro), en sus primeros minutos expone clara y concisamente lo que nos vamos a encontrar.

"¿Por qué E.T. de Steven Spielberg es de color marrón?
Por ninguna razón."

"¿Por qué en el Pianista de Roman Polanski nuestro protagonista estaba siempre escondido?
Por ninguna razón."

"¿Por qué los personajes de La Matanza de Texas de Tobe Hooper no van al baño para lavarse las manos de sangre?
Por ninguna jodida razón.
"

Pues así es Rubber, un discurso a la sin razón, reflexiona sobre algunas situaciones de la vida misma.


A pesar de lo absurdo y delirante que pueda parecer y que en el fondo lo és. Dupieux, que también ha escrito el guión, nos cuenta una conmovedora historia. Si apartamos todas las cosas ilógicas, la historia tiene un hilo argumental (mínimo sí) pero coherente y funciona de una manera muy efectiva
¿El truco?, sencillamente dotar a un neumático de personalidad y sentimientos, cual ser humano, con sus virtudes y sus defectos.
Rubber tiene la capacidad de amar, odiar, respetar, despreciar e incluso sentirse incomprendido al descubrir su verdadera apariencia, un sinfín de sentimientos y emociones que lo hace totalmente humano.

Una apuesta arriesgada, en unos tiempos en que la originalidad brilla por su ausencia, Dupieux apuesta por algo innovador y arriesgado al mismo tiempo. Dupieux fue el creador de el famoso muñeco amarillo para los anuncios de los tejanos Levi's Strauss en los 90.

Los efectos especiales están logrados, a pesar de que en algunos momentos parece que tiran el neumático a rodar de forma libre o no lo sacan entero en el plano, mientras alguien lo mueve, otros se mueve de forma totalmente autómata. No sé como lo habrán hecho, pues no se aprecia nada digital. La parte gore es más cutre, pero efectiva, efectos especiales de la vieja escuela, explosiones craneales de verdad y sangre de verdad, nada digital.


La banda sonora acompaña muy bien los momentos más emocionantes de nuestro protagonista, desde sus primeros pasos hasta cuando toma su venganza. Para amenizar la cosa el humor se presenta en más de un momento, no es un humor facilón y tontorrón, es puramente negro.

Una cinta que levantó ovaciones en la sala, claro que mucha gente no le habrá gustado, pero a un servidor es una de las mejores de todo el festival.

Vanishing on 7th Street


TÍTULO ORIGINAL: Vanishing on 7th Street
AÑO: 2010
DURACIÓN: min.
PAÍS: Estados Unidos
DIRECTOR: Brad Anderson
GUIÓN: Brad Anderson, Anthony Jaswinski
MÚSICA: Lucas Vidal
FOTOGRAFÍA: Uta Briesewitz
REPARTO John Leguizamo, Thandie Newton, Hayden Christensen, Taylor Groothuis, Jacob Latimore, Jordan Trovillion, Pamela Croydon
PRODUCTORA: Circle of Confusion / Plum Pictures

Una misteriosa oscuridad llega a un pequeño pueblo. La gente comienza a desaparecer en ella y un grupo de supervivientes se refugia en una pequeña taberna sin saber lo qué sucede. Sin embargo, la oscuridad irá a por ellos uno por uno...

El problema de Brad Anderson és, que tiene buenas ideas pero (excepto El Maquinista) siempre acaba jorobando esa idea. Transformandolo en un argumento previsible, personajes que no transmiten emociones y desenlaces toscos, largos y aburridos. Vanishing no es una excepción, lo único que consigue crear es antipatia, las situaciones son realmente increíbles, literalmente.

No me cabe duda que en aspectos técnicos, sin ser ninguna maravilla, es un director solvente. Mantiene una calidad notable en casi todo momento, salvo cuando le da por aplicar una fotografía realmente oscura, y esta vez sobrepasa los límites.
Es cierto que la historia va sobre una oscuridad que embarga la ciudad, nada novedosa por cierto y más propicia de una película de terror japonesa. Sin embargo al menos debería o se presupone que siendo éste el motivo por el que todo sucede, debería provocar tensión en los momentos cumbres, pero juega al "hay que te pillo", pero no te alcanzo. El resultado es como estar mirando a la pared. La única emoción es antipatia por estar viendo tal despropósito argumental, plagado de aberrantes e incoherentes situaciones.

Una vez más la idea se pierde en un guión tosco y predecible como pocos. Obsesionado por las sombras y la oscuridad, Anderson transforma el terror en un mero pasaje visual bastante tonto. Los primeros minutos son los mejores, el misterio y los planos abiertos de la ropa de la gente dispersada por la calle, son geniales. Aunque el misterio dura poco.


Una vez arranca la acción y la oscuridad invade poco a poco la ciudad, surgen las incongruencias, como la del generador que se recupera misteriosamente después de apagarse definitivamente. Otra cosa a mencionar son los sueños oníricos, tan infumables, cómo lamentables.
Los actores son buenos, en sus carreras, no aquí.
Hayden Christensen
, Anakin en el capítulo 2 y 3 de la saga Star Wars, aquí interpreta un papel plano, que hasta se permite rizar el rizo con el nombre Luke, momento gracioso si hay gente en la sala, inevitable soltar la carcajada cuando éste dice su nombre por primera vez. Thandie Newton, haciendo de neurótica religiosa, no se convence ni a si misma, las dotes de esta actriz, quedan en entredicho. Y John Leguizamo, se limita a poner cara de macarra incomprendido.


Vamos que no tenemos tensión y tampoco nos transmite emoción alguna, ninguno de los personajes. Hasta el momento seguía apostando por Anderson, sus ideas me resultan atractivas y acabo picando el anzuelo, aunque después de Vanishing, muy bien lo tiene que hacer en su próxima película para volver a engañarme otra vez.
Tan prescindible, que ni en dvd vale la pena hecharle un vistazo.

17/10/10

Palmarés Sitges 2010

Ya hemos llegado al final del festival, un año más. Tan solo nos queda disfrutar un último día de maratones finales, para repetir algunas y disfrutar o sufrir (según el caso) de alguna que haya quedado en el tintero. Han sido diez días de cine, intensos y cargado de emociones, a veces negativas, otras positivas. Todavía son muchas películas las que nos faltan por reseñar/criticar, en los proximos días iran "cayendo".

No soy muy dado a los premios, tan solo me los tomo cómo una simple anecdota.
Aunque, curiosamente es uno de los años que coincido a favor, en algunas, con respecto a la opinión del jurado. Ya no solo en la nominación, sino en que me haya gustado bastante. No suele ocurrir que las ganadoras sean las que más me gustan.

A continuación la lista de las vencedoras de este año, según el jurado.

OFICIAL FANTÀSTIC COMPETICIÓN SITGES 43

Mejor Cortometraje
THE LEGEND OF BEAVER DAMM de Jérôme Sable

Mención Especial al cortometraje
VICENTA de Sam Millor

Mejor Diseño de Producción
Yuji Hayashida por THIRTEEN ASSASSINS

Mejores Efectos de Maquillaje
Vitaya Deerattakul & Andrew Lin por DREAM HOME

Mejores Efectos Especiales
Gareth Edwards por MONSTERS

Mejor Banda Sonora Original
Seppuku Paradigm, Alex & Willie Cortes por NUITS ROUGES DU BOURREAU DE JADE (RED NIGHTS)

Mejor Fotografía
Mika Orasmaa por RARE EXPORTS: A CHRISTMAS TALE

Mejor Guión
Nicolás Goldbart por FASE 7

Mejor Actriz
Josie Ho por DREAM HOME

Mejor Actor
Patrick Fabian por THE LAST EXORCISM

Mejor Director
Jalmari Helander por RARE EXPORTS: A CHRISTMAS TALE

Premio Especial del Jurado
WE ARE THE NIGHT de Dennis Gansel

Mejor Película
RARE EXPORTS: A CHRISTMAS TALE de Jalmari Helander

OFICIAL FANTÀSTIC COMPETICIÓN PANORAMA

Mejor Película
TUCKER & DALE VS. EVIL de Eli Craig

Mejor Cortometraje
THE FAMILIAR de Kody Zimmermann

CARNET JOVE

Mejor Película FANTÀSTIC
RUBBER de Quentin Dupieux

Mejor Película MIDNIGHT X-TREME
MUTANT GIRLS SQUAD de Noboru Iguchi & Yoshihiro Nishimura & Tak Sakaguchi

NOVES VISIONS

Mejor Película Patrocinado por SEAT
SIMON WERNER A DISPARU (LIGHTS OUT) de Fabrice Gobert

Mención Especial
SOUND OF NOISE de Ola Simonsson & Johannes Stjarne Nilsson por su mezcla única de historia, visuales y sonido

5150 RUE DES HORMES de Éric Tessier por su innovadora combinación de cinematografía clásica y fantástica revelando nuevos dilemas morales

Diploma Película No Ficción
VAMPIRES de Vincent Lannoo

Diploma Película Discovery
TONY de Gerard Johnson

CASA ÀSIA

Mejor Película
COLD FISH de Sion Sono

NOVA AUTORIA SGAE – FUNDACIÓ AUTOR – INSTITUT BUÑUEL

Mejor Dirección
Sílvia Subirós por LA EDAD DEL SOL, presentado por l’Escola de Cinema de Barcelona (ECIB)

Mejor Guión
Jaime Serrano por LA LONA, presentado por el Centre d"Estudis Cinematogràfics de Catalunya (CECC)

Mejor Música Original
Gonçal Perales Roy por THE SMILEY, presentado por l’Escola d’Animació de Catalunya-9 Zeros

ANIMA"T – Premio Gertie

Mejor Largometraje de Animación
JACKBOOTS ON WHITEHALL de Edward McHenry & Rory McHenry

Mejor Cortometraje de Animación
UNE NOUVELLE VIE! (A NEW LIFE!) de Fred Joyeux

Mejor Largometraje de Animación para Niños
THE UGLY DUCKLING de Garry Bardin

Gran Premio del Público El Periódico de Catalunya

Mejor Película
THIRTEEN ASSASSINS de Takashi Miike

MÉLIÈS DE PLATA

Méliès d’Argent a la Mejor Película Europea
RUBBER de Quentin Dupieux

Mención Especial
RARE EXPORTS: A CHRISTMAS TALE de Jalmari Helander

Méliès de Plata al Mejor Cortometraje Europeo
LES BESSONES DEL CARRER PONENT de Marc Riba & Anna Solanas

MÉLIÈS DE ORO

Méliès de Oro a la Mejor Película Europea
BURIED de Rodrigo Cortés

Méliès de Oro al Mejor Cortometraje
EL ATAQUE DE LOS ROBOTS DE NEBULOSA –5 de Chema García Ibarra

PREMIOS DE LA CRÍTICA

Premio de la Crítica Jose Luis Guarner
UNCLE BOONMEE WHO CAN RECALL HIS PAST LIVES de Apichatpong Weerasethakul

Premio Citizen Kane al director/a revelación
Quentin Dupieux por RUBBER


BRIGADOON

Mejor cortometraje
ST. CHRISTOPHORUS ROADKILL de Gregor Erler

15/10/10

I Want to Be a Soldier


TÍTULO ORIGINAL: I Want to Be a Soldier
AÑO: 2010
DURACIÓN: 100 min.
PAÍS: España
DIRECTOR: Christian Molina
GUIÓN: Cuca Canals, Christian Molina
MÚSICA: Federico Jusid
FOTOGRAFÍA: Juan Carlos Lausin
REPARTO: Danny Glover, Robert Englund, Cassandra Gava, Valeria Marini, Andrew Tarbet, Fergus Riordan, Ben Temple, Jo Kelly, Cameron Antrobus
PRODUCTORA: Coproducción España-Italia; Canonigo Films / Produzione Straordinaria

Alex, un niño de ocho años tiene un amigo imaginario el capitan Harry, un astronauta. Al nacer sus hermanos gemelos, se siente desplazado y busca refugio en la televisión. A partir de ese momento Alex empieza a cultivar una fascinación mórbida entorno a imágenes que retratan la violencia. Desarrollando así otro personaje imaginario, el alter ego, el sargento John Cluster, esto provoca un problema de comunicación con sus padres y varios conflictos con otros niños en la escuela.

I Want To Be A Soldier es una coproducción Italo-Hispanica, aunque en ningún momento se nota que estemos ante un producto patrio. Todo lo contrario, puede pasar perfectamente por una cinta extranjera.

Molina ya sorprendió gratamente (al menos a mí) con el drama Diario de una Ninfomana, basado en novela de Valérie Tasso. En I Want To Be a Soldier, nos presenta un drama, pero en otro registro, mucho más agresivo y violento. Rodada en ingles y escrita por el propio Molina con la inestimable ayuda de Cuca Canals, que ya adapto la novela de Tasso a la gran pantalla. Nos presentan un producto con intención de comerse el mercado internacional, o al menos una pequeña porción. El tema no es novedoso, ni mucho menos, pero lo abordan de una forma bastante neutral, nos muestra ambas caras de la moneda, aunque no por ello menos crítica.


"Si un padre no lo impide, cuando un adolescente cumple 18 años ha visto 40.000 asesinatos y 250.000 imágenes violentas entre televisión, internet y videojuegos"

Con éste aleccionador Molina se dirige directamente a los padres, la educación infantil es fundamental. Más aún hoy en día, que vivimos en un mundo ultraviolento, sobretodo por culpa de los conflictos bélicos. Tema del que la cinta también hace signo de protesta.
No todos los niños tienen el raciocinio correcto de lo que realmente es bueno o malo, así que el deber de los padres es vigilar de que forma influencia a su o sus hijos lo que ven y lo que oyen. Aunque yo creo que cuando afecta negativamente es porque algo de maldad lleva consigo.

Los actores están todos solventes, a pesar de los tópicos y estereotipos, sobre todo los padres de Alex. Pero el peso y el buen ritmo de la historia y la potencia para que la cinta avance a un ritmo ponderado, lo lleva Alex interpretado por Fergus Riordan, lo borda. Ben Temple que interpreta al astronauta y al general, el alter ego de Alex, termina de rematar la faena.
La banda sonora resulta tan emotiva que si no te emocionas es que eres un muñeco de trapo. Una resultona y emotiva película a pesar de que el tema que aborda no es ninguna novedad en el cine. Ojala tan solo la mitad de cine español desprendiera la misma calidad.

Zebraman 2: Attack on Zebra City

TÍTULO ORIGINAL: Zeburâman: Zebura Shiti no gyakushû
AÑO: 2010
DURACIÓN: 106 min.
PAÍS: Japón
DIRECTOR: Takashi Miike
GUIÓN: Takashi Miike, Kankurô Kudô
MÚSICA: Yorihiro Ike
FOTOGRAFÍA: Kazushige Tanaka
MONTAJE: Kenji Yamashita
REPARTO: Sho Aikawa, Riisa Naka, Tsuyoshi Abe, Masahiro Inoue, Cynthia Cheston
PRODUCTORA: Central Arts / Toei Company / Tokyo Broadcasting System (TBS)

Secuela de la película de culto Zebraman. La acción se desarrolla en el año 2025, la ciudad de Tokio convertida en Zebra City está gobernada por un nuevo régimen dictatorial y Zebraman, aquejado de amnesia, no es capaz de utilizar sus poderes. Nuevos elementos delirantes y una conspiración política, entre otras locuras de la mano del extrovertido director Takashi Miike en esta loca secuela.

No hay un solo año que durante el festival de cine fantástico de Sitges se busque un hueco para el carismático personaje Takashi Miike. Este particular cineasta trabaja mucho, en el festival estamos acostumbrados a que como mínimo hayan dos películas suyas. Este año una de esas películas fue la secuela de su mítica visión de superhéroe... se trata de Zebraman. Aunque haya que decir que se trata más de un anti héroe, no se puede negar que representa y parodia muy bien todo lo que un héroe representa, ademas de conllevar una gran profundidad y carga emocional en el personaje.
Este director es conocido por su excentricidad y polivalencia a la hora de tocar diferentes géneros y estilos cinematográficos. En este caso, Zebraman 2: Attack on Zebra City es un enardecido ejercicio de hasta donde puede llegar lo absurdo. La película es una comedia con argumento mínimo, pero relleno de situaciones absurdas, algunas rozan lo infantil y no llevan a ninguna parte, pero eso si, te hacen reír, siempre que simpatices con ese humor o vayas con la predisposición de pasarlo bien. La acción en la película está repartida, aunque donde más se concentra es en el final. La película tiene todos los ingredientes Miike, acción, erotismo, humor, violencia y surrealismo. Lo que más predomina y destaca en Zebraman 2 es la exageración, desde todas las interpretaciones hasta los decorados, efectos especiales y coreografías.

El presupuesto para esta secuela es mayor que su antecesora, eso se nota en el apartado visual, aunque donde han realizado un buen trabajo es en la dirección de producción, vestuarios y fotografía. El diseño de los vestuarios es sobresaliente, aunque ridículo, esa es una de las grandezas de Miike, rodearse de artistas capaces de eso y entre todos, fusionar dos conceptos como estos. La banda sonora es puro JPop, al igual que los diseños de las coreografías videocliperas. El guión es bastante flojo y pierde fuelle según avanza la historia, pero queda en segundo plano, pues lo tonto de las situaciones te hace hasta olvidar lo que estabas haciendo. Mención especial para los anuncios protesta que aparecen durante la película, sobre todo el de anti piratería. Los que disfruten de la faceta más loca y delirante de Takashi Miike disfrutarán de esta película, pero que no esperen una buena película dentro de la objetividad.

14/10/10

The Reef


TÍTULO ORIGINAL: The Reef
AÑO: 2010
DURACIÓN: 100 min.
PAÍS: Australia
DIRECTOR: Andrew Traucki
GUIÓN: Andrew Traucki
MÚSICA: Rafael May
MONTAJE: Peter Crombie
EFECTOS VISUALES: Andrew Traucki, Doug Bayne
REPARTO: Adrienne Pickering, Gyton Grantley, Damian Walshe-Howling, Zoe Naylor, Kieran Darcy-Smith
PRODUCTORA: Lightning Entertainment

Un grupo de amigos de visita a "Great Barrier Reef", el arrecife de corales más grande de todo el mundo en Australia, pero su embarcación vuelca y deciden nadar hasta la costa cuando un tiburón blanco les empezará a perseguir. En mitad del océano, uno de ellos decidirá permanecer sobre la quilla mientras los otros cuatro intentarán alcanzar la costa a nado.

El director Andrew Traucki vuelve este año en el festival de Sitges 2010 con otra propuesta de cine de supervivencia. Repite la misma formula del 2007 con la película del cocodrilo Black Water, pero esta vez, parece suplir los defectos de la anterior. La temática es similar y ambas están basadas en hechos reales. En esta ocasión el peligro viene de las profundidades del océano en forma de tiburón blanco. La anterior película estaba escrita y co-dirigida con David Nerlich, en esta ocasión Traucki se hace cargo de la dirección y del guión. Ambas películas son la misma temática, solo que por las criticas de su anterior film, en The Reef a subsanado los errores y rellenados los huecos vacíos a lo que guión se refiere.

No hay mucho misterio en el planteamiento, un grupo de personajes que quedan a merced de su suerte, aunque su suerte puede cambiar de dirección en cualquier momento, al igual que la corriente del océano y a base de dentelladas, desaparecer para siempre. La presentación de los personajes está bien, pero al definir sus motivaciones y personalidades, en seguida queda claro quienes son los candidatos a supervivientes. La duración de la película está ligeramente por encima de lo normal, pero la verdad es que no llega al punto de aburrir. También es cierto que hay que poner algo de tú parte para involucrarte en la situación, pues el ritmo de la acción es continuo pero no frenético. Algo que también ocurrió el año pasado con películas como Paranormal Activity, si como espectador no entras en el juego te alejarás muy rápido de la película y se puede hacer muy pesada.

Como en su anterior trabajo, tenemos a pocos actores y cada vez van quedando menos. La cuestión es que las actuaciones en The Reef están logradas y son creíbles, las reacciones y emociones están interpretadas con intensidad. Lo que más destaca de la película son los planos acuáticos y las vistas aéreas en mar abierto. Muchos planos están pensados en visión subjetivas y la verdad, que en conjunto con la banda sonora, consigue inquietar y hacerte sentirte en la piel de los personajes. Pero como ya he comentado antes, la película tiene sus limitaciones y hay que poner de nuestra parte y no tener prejuicios. Para las tomas acuáticas se utilizó un tiburón de verdad, pero salvo una ocasión, cuando el tiburón se acerca hacia los personajes, la acción es algo floja. Se consigue tensión pero falta chicha o mayor implicación en mostrar algo impactante, esto no quita que se consiga una buena sensación de tensión y expectación. Las imágenes están muy bien rodadas y está montado con tanto realismo, que como algo cinematográfico queda insulso. No es una mala película, mejora aspectos respecto a la anterior, pero sigue siendo muy fácil de olvidar.

Primal


TÍTULO ORIGINAL: Primal
AÑO: 2009
DURACIÓN: 85 min.
PAÍS: Nueva Zelanda
DIRECTOR: Josh Reed
GUIÓN: Nigel Christensen, Josh Reed
MÚSICA: Rob Gibson
FOTOGRAFÍA: John Biggins
REPARTO: Krew Boylan, Ch'aska Cuba de Reed, Santiago Cuba de Reed, Lindsay Farris

Un grupo de amigos viajan en busca de unas pinturas paleoliticas para hacer un estudio antropológico. Allí se toparan con una especie de criaturas con habilidades sobrehumanas que les darán caza.

El género de posesiones demoniacas es un clásico del terror, lo obra más emblematica y la que ha inspirado a Primal, salvando distancias, es Demons de Lamberto Bava. Bébe mucho de ésta en el aspecto visual de las criaturas.
Demasiado trillado y masticado a lo largo de los años. Josh Reed lo sabe, y se centra en añadir otros elementos superemblematicos para los fans. Cómo son el mejor Cronenberg, el de los años 80, donde todo era viscoso y purulento, o cierta escena (la mejor de la película) que no podremos evitar pensar en el Sam Raimi de Evil Dead, pero le falta la esencia y el toque mágico al que intenta homenajear, todo se queda en meras pinceladas.



La cinta arranca con calidad, planos bastante abiertos que nos muestran la selva australiana. El trailer promete frenesí y gore a tutiplén, no es que falte pero tampoco le sobra.
Las zafias interpretaciones y sus repetitivas coreografías en los ataques de las criaturas hacen que la cinta se torne aburrida, raro y penoso si tenemos en cuenta que dura escasos 90 minutos.


Los efectos especiales son correctos, sin más, en el desenlace recurren a lo digital justo en el limite de lo cutre. La poca originalidad de estos le resta bastante interés y tensión. Una buena solución hubiera sido recortar un poco el montaje para otorgarle más dinamismo. La banda sonora es pasable y mantiene un ritmo coherente.

Pero el resultado es para ver y olvidar.

Damned By Dawn


TÍTULO ORIGINAL: Damned By Dawn
AÑO: 2009
DURACIÓN: 81 min.
PAÍS: Australia
DIRECTOR: Brett Anstey
GUIÓN: Brett Anstey
MÚSICA: Phil Lambert, Scott McIntyre
FOTOGRAFÍA: Reg Spoon
REPARTO: Renee Willner, Bridget Neval, Dawn Klingberg, Danny Alder, Taryn Eva, Mark Taylor, Peter Stratford, Nina Nicols, Trent Schwarz
PRODUCTORA: Amazing Krypto Bros

Durante una violenta tormenta, una família es despertada en mitad de la noche por unos desgarradores alaridos que hacen que los muertos se alcen. Sus vidas se verán envueltas en una sangrienta lucha contra maléficos espíritus, para evitar que sus almas caigan en manos de los Banshee, espíritus femeninos cuya aparición, según una leyenda de orígen irlandés, anuncia la muerte cercana de un pariente.

Una particularidad del festival internacional de cine fantástico y terror de Sitges es que dispone de una zombie walk, lo que conlleva su respectiva maratón zombie. Hace tres años que empezó la marcha zombie del pueblo costero, desde entonces la organización del festival hace que coincidan. Cada año que asisto a una maratón zombie salgo escaldado y este año no podía ser diferente. Tras detalles que ahora no comentaré, la primera película comenzó con dos horas de retraso, lo que conllevó a que la segunda película de la maratón, Damned By Dawn, comenzara a altas horas de la madrugada. Lo primero que hay que remarcar es que no se trata de una película de zombies, la añadieron en esa maratón y la verdad, se la podrían haber ahorrado.

La película intenta rememorar la serie b de los ochenta y dispone de un ambiente por momentos al estilo de Sam Raimi en su trilogía Evil Dead. Aunque no solo es el ambiente, son movimientos de cámara, efectos especiales, iluminaciones y algunos detalles más. Se puede llamar homenaje, pero el resultado final de la película es nefasto y todos los recursos que han cogido prestados son insuficientes, incluso molestos. Brett Anstey debuta como director con este largometraje. En sus trabajos anteriores tenemos un cortometraje y también fue operador de cámara durante algunos episodios de una serie televisiva. El guión también corre de su cuenta, la verdad, se podría haber buscado ayuda. El argumento ya está bien para este tipo de películas, pero cuando ves el desarrollo no terminas de comprender lo que estás viendo, un guión confuso y mal estructurado, con unos pésimos personajes.

Las actuaciones son igual de malas que la película, en ese sentido está acorde con lo que se ofrece, pero incluso con la ajustada duración del film, se hace pesado. Los efectos especiales son muy malos, reconozco que me han gustado, pero por ser malos de una forma intencionada, espero. Aunque para ello, se necesitaba reforzar aspectos del guión para poder permitir el lujo de mostrar ese tipo de efectos. La banda sonora tiene algo, la verdad, no la recuerdo mucho, pero no me desagradó. Poco más se me ocurre comentar de está producción, se puede obviar y dejar que siga su curso, supongo que como mucho, en el mercado del dvd.

13/10/10

Rare Exports: A Christmas Tale

TÍTULO ORIGINAL: Rare Exports: A Christmas Tale
AÑO: 2010
DURACIÓN: 82 min.
PAÍS: Finlandia
DIRECTOR: Jalmari Helander
GUIÓN: Jalmari Helander, Juuso Helander
MÚSICA: Juri Seppä
FOTOGRAFÍA: Mika Orasmaa
REPARTO: Per Christian Ellefsen, Tommi Korpela, Jorma Tommila, Jonathan Hutchings, Peeter Jakobi, Ilmari Järvenpää, Onni Tommila, Rauno Juvonen
PRODUCTORA: Coproducción Finlandia-Noruega-Francia-Suecia; Agnès b. Productions / Cinet / Davaj Film / FilmCamp / Filmpool Nord / Love Streams Productions / Pomor Film / Yleisradio (YLE)
WEB OFICIAL: http://www.rareexportsmovie.com/

Film Finlandés del director Jalmari Helander, un claro regreso a las oscuras películas de aventuras infantiles de los ochenta. Las prospecciones que realiza un grupo de científicos en un pueblo del norte de Finlandia están alterando el ánimo de los lugareños. El pequeño Pietari será uno de los primeros en darse cuenta que algo va mal y su curiosidad le llevará a descubrir el terrorífico origen de uno de los personajes más populares de la navidad.

Hoy a sido proyectado el último pase, de momento, de una de las películas en competición dentro de la sección Oficial Fantàstic del festival Sitges 2010. Desde Finlandia nos llega una historia sobre el origen de la figura de Santa Claus. Rare Exports: A Christmas Tale despertaba mi curiosidad desde que leí su argumento, por entonces desconocía que proviene de una serie de cortometrajes del mismo realizador. Todo proviene de la idea del corto títulado Rare Exports Inc. del año 2003, a partir de ahí, Jalmari Helander desarrolló la idea dos años más tarde con el cortometraje The Official Rare Exports Inc. Safety Instructions. Ahora a finales del 2010, se nos presenta Rare Exports en forma de largometraje y tras ver los cortometrajes, se puede afirmar que se aprovecha muy bien la esencia de esa idea.

La película esta tratada como una historia de terror infantil, en la que encontramos su parte de aventura, diversión y misterio, todo con una esencia oscura. Vivimos la historia a través del pequeño protagonista Pietari, interpretado de forma destacable por el joven y prometedor actor Onni Tommila. El inicio de la película es interesante, mediante una cuenta atrás hacia la navidad, se nos presentan a los personajes de una forma correcta, dejando bien definidas sus personalidades. Nos envuelven en un ambiente misterioso y se capta la atención del público desde el primer minuto. El tratamiento infantil de los acontecimientos está muy logrado, realzando esos miedos y exageraciones que de pequeños otorgamos a las cosas más comunes y cotidianas, pero que poco a poco, adquieren fuerza y se materializan como una amenaza. Vemos como se separa el punto de vista infantil de Pietari con el punto de vista de los personajes adultos, llegando un momento en el que se fusionan de un modo épico y sobredimensionado.

Hacia tiempo que no disfrutaba de una película de temática similar, lo que podríamos llamar fantástico juvenil, es cine para toda la familia pero con un trasfondo oscuro y siniestro. Las nuevas generaciones necesitaban una nueva película de este estilo, sin duda, Rare Exports: A Christmas Tale puede situarse dentro de la lista de indispensables del género. Una de esas películas que pueden disfrutar adultos y menores, cada uno disfrutando a su manera, impactante a nivel de contenido a los ojos de un niño, pero haciendo que sea participe de la aventura. Y por el otro lado, un adulto revive las sensaciones de su infancia y con empatía, puede sentirse igual de emocionado que un niño a la vez que disfruta del mensaje que la película trae consigo.

El apartado técnico es sorprendente, está muy cuidado y consigue ser fascinante en todo momento. Los colores, la iluminación, crean una atmósfera de cuento siniestro muy llamativo. Las localizaciones están muy bien elegidas y disfrutaremos de un entorno espectacular gracias a unos planos muy bien pensados. El sonido de la película es muy bueno, su banda sonora realza la ambientación y la emoción a medida que se desarrolla la historia. Los efectos especiales están muy trabajados y todo en conjunto derrocha calidad, es una co-producción que no tiene nada que envidiar a las costosas producciones americanas, todo lo contrario, espero que en esta ocasión no planeen un remake, pues Rare Exports: A Christmas Tale tiene la suficiente autonomía para funcionar por si sola en todo el mundo.