28/11/11

Metal Christmas, ¿no crees en Papa Noel?


¿Creen ustedes en la Navidad?¿no?, pues más les vale…ya que el día 18 de Diciembre habrá un pase especial dedicado a la navidad. Desde el blog Nekrofilmicos rinden homenaje a al bonachon de traje rojo y barba blanca con Noche de paz, noche de muerte, un slasher ochentero que se ha convertido en todo un clásico de la serie B. ¿Qué dices, que necesitas saber de que va la película?...venga va que es un slasher.
Pero ahí no acaba la cosa, en segundo lugar se proyecta una reciente película, Saint. La verdadera leyenda del papa noel que conocemos en la actualidad (sic).

Así que no dudéis en pasaros, pero recordad…si queréis verlas tranquilos, mejor en vuestra casa.

Lo repito para los despistados que todavía no hayan ido nunca.
La cita es en Valhalla Rock Club C/ Tallers nº 68 Metro L1 y L2 Universitat o L3 Catalunya. (Barcelona).

Si deseáis saber más, dirigíos a su página.

27/11/11

Un método peligroso


TÍTULO ORIGINAL: A Dangerous Method
AÑO: 2011
DURACIÓN: 93 min.
PAÍS: Canadá
DIRECTOR: David Cronenberg
GUIÓN: David Cronenberg (Novela: Christopher Hampton)
MÚSICA: Howard Shore
FOTOGRAFÍA: Peter Suschitzky
REPARTO: Keira Knightley, Viggo Mortensen, Michael Fassbender, Vincent Cassel, Sarah Gadon, Katharina Palm, Christian Serritiello, Andrea Magro, Bjorn Geske, Franziska Arndt, Wladimir Matuchin, Clemens Giebel
PRODUCTORA: Co-producción Canadá-Reino Unido-Alemania-Suiza; Recorded Picture Company (RPC) / Lago Film / Prospero Pictures / Millbrook Pictures

Una poderosa historia de descubrimiento sexual e intelectual basada en acontecimientos reales a partir de la turbulenta relación entre el joven psiquiatra Carl Jung (Michael Fassbender), su mentor Sigmund Freud (Viggo Mortensen) y Sabina Spielrein (Keira Knightley). A este trío se añade Otto Gross (Vincent Cassel), un paciente libertino decidido a traspasar todos los límites.

No hay duda de que David Cronenberg se ha labrado un camino como director, un camino que nadie le ha regalado. Abiertamente no me pesa decir que se ha consagrado dentro de la industria cinematográfica. Títulos tan importantes como La Mosca, Scanners o eXistenZ, lo avalan.
Personalmente divido su carrera en tres partes. La inicial y menos ponderosa: con títulos como Rabia o Cromosoma 3, la del terror bizarro y sumamente descabellada –en el buen sentido de la palabra-, que para mí resulta la más interesante: con títulos como La Mosca, Videodrome, eXistenZ, Crash o El Almuerzo Desnudo. Fue en 2002, después de Spider que cambió de registro para ofrecernos un cine más convencional, pero señores que cine, con verdaderas mayúsculas. A pesar de que hecho en falta esa dosis de descabellado terror a la que nos tenía acostumbrados. He de reconocer que dos grandes títulos fueron paridos, en esa época después de ese cambio radical en su filmografía. Una Historia de Violencia y Promesas del Este, que aunque no tienen relación argumental, si lo tienen en su desarrollo y tonalidad artística.

Han pasado tres largos años desde esa personal e intransferible Promesas del Este. Ahora vuelve con un biopicture, basado en A Most Dangerous Method el libro de John Kerr. Que se basa en hechos reales sobre el personaje de Simung Freud. La película narra como influyó en nuestro mundo actual sus teorías, sus estudios y sus conocimientos sobre la psique humana y sus 'desarreglos' mentales asociados al sexo.


Con un reparto sumamente atractivo y de alto standing, Cronenberg nos induce a desear ver la película. A pesar de mis expectativas creadas, realmente no sabía bien lo que me iba a encontrar, ni hacía donde se encaminaría la película. Lo que si pensaba es que visualmente hablando, la acción entre los personajes se desarrollaría hacia una espiral algo más turbulenta, sino tan visualmente como esperaba, lo hace argumentalmente.
Y lo cierto es que al visualizar los créditos finales, resulta difícil posicionarse sobre si te ha gustado o no, al menos a mí me pasó así. No hay duda de que la película está bien realizada y mejor aún, recreada, pero su argot en los diálogos, en ocasiones extremadamente en terminos médicos, hace que por momentos se vuelva demasiado densa.
Salí preguntándome ¿me ha gustado o no?, me alegro de haber dejado un día reposarla en mi cabeza antes de realizar la crítica, para declinar mí posición en la balanza, que termina por alzarse victoriosa. Su densidad entorpecía mi visión de lo que Cronenberg intenta contar en la cinta, ello no significa que no se entienda, pero enturbia su comprensión como analistas de la historia. Ya que como he dicho, el argot que usan los personajes resulta algo más denso de la habitual para un público –que entiendo- su elevado porcentaje no son psiquiatras, con lo cual los términos médicos usados pueden resultar un tanto desconcertantes en cuanto a conclusiones en algunos de los diálogos.


El reparto es solvente y de una calidad envidiable. Michael Fassbender (Malditos Bastardos, Jane Eyre), está actualmente en la cresta de la ola, para mí es el relevo de Brad Pitt en cuanto a conseguir papeles se refiere. Fassbender se sumerge en el papel de Carl Jung, el joven padawan de Freud, con extrema facilidad.
Simung Freud interpretado por Viggo Mortensen resulta inamovible, ¿Qué todavía no sabes quien es Viggo Mortensen? ¿No has visto El Señor de los Anillos?
La presencia de Viggo en el papel de Freud, es como un abeto centenario en medio de un bosque de abedules recién plantados. Destiñe una enorme sabiduría y disciplina, ciertamente el personaje lo requería y Viggo así lo ejecuta sin dificultad.
La lastima es, que a pesar de ser una biografía sobre él, su protagonismo se le cede al dúo que forma Fassbender y Keira Knightley (Piratas del Caribe), que interpreta a la perturbadora Sabina Spielren, paciente que aspira a convertirse en psiquiatra, esto fue algo que inicialmente me desconcertó, lo encontré un tanto surrealista, pero que finalmente asumes como espectador, puesto que resulta ser el motivo de toda esa turbulenta espiral entre Freud, Jung y Sabina. Un papel que a Keira le queda lejos a la majestuosidad de Natalie Portman en Cisne Negro, pero que me ha recordado la forma en que se interpreta, a la vez que sorprendido gratamente viendo lo que es capaz de realizar Keira. Además la actriz de doblaje es la habitual de ambas, con lo que esa sensación de similitud se ve incrementada. También es cierto que en los primeros minutos de cinta, su interpretación se basa mucho en la sobre gesticulación, y que puede resultarnos un tanto estridente, pero a medida que su recuperación psíquica se inunda por la pasión y descubre su adicción al sexo sin tabues, esa estridencia se normaliza. También influye que la historia empieza un tanto brusca y los detalles sobre personajes se nos van dando con cuentagotas a lo largo de toda la historia.


Por último tenemos a Vincent Cassel (Promesas del Este, Cisne Negro) un pedazo de actor que se adentra en el papel de Otto Gross, un paciente que está más cuerdo que todos juntos. Abre los ojos de Jung, ante las teorías inciertas sobre el pensamiento sexual de la época y de los tiempos venideros, una especie de angel endemoniado. Unos tiempos en donde la poligamia era obligación aceptada en los matrimonios.
Estos cuatro actores son los que se desarrollará toda la historia, ya que la esposa de Jung, interpretada por Sarah Gadon no interviene de una forma directa. La actriz proviene del mundo televisivo, y acaba de dar el salto al mundo del cine y entre con la puerta abierta, su debut in situ y en el papel de Lucie en Moth Diaries dan fe de ello.

Cronenberg es de los que piensa, si algo funciona no lo cambies. Así que la banda sonora realizada vuelve a estar realizada por Howard Shore, que desde Cromosoma 3 ha aunado fuerzas junto a éste en la mayoría de sus películas. No tiene ningún tema destacable con un leitmotiv propio, pero ambienta bien las escenas, aunque muchas de ellas no han sido orquestadas. Obteniendo así una banda sonora escueta, además de minimalista.

Realmente estamos ante la película más ‘personal’ y diferente de Cronenberg. Una película que sólo agradara a una parte minoritaria de sus seguidores más acérrimos.
Está bien realizada, no cabe duda, pero en algunos momentos su complejo argot la convierte en un denso charco de aceite. Creo que es una película para meditar sus conceptos, conceptos que si no eres psiquiatra o psicoanálisista se te pasarán por alto, ya que lo normal es que no conozcas su definición. Ahora mismo no es una película que tenga extremas ganas de volver a ver, pero no me cabe duda que querré volver a ver, con más motivo del habitual ya que hay pequeños detalles que se me han escapado a mí entender, pero que le vamos a hacer, yo no soy psiquiatra.

26/11/11

Horror Story


TÍTULO ORIGINAL: Horror Story
AÑO: 1972
DURACIÓN: 84 min.
PAÍS: España
DIRECTOR: Manuel Esteba
GUIÓN: Manuel Esteba
MÚSICA: Josep Maria Bardagí
FOTOGRAFÍA: Antonio Millán
REPARTO: Francisco Calatrava, Manuel Calatrava, Marta Flores, Silvia Solar, Manuel Gas, Antonio Lara, Marta May, Antonio Molino Rojo
PRODUCTORA: ABC Cinematográfica

Dos aspirantes a cantantes suplantan a otros cantantes muertos que en realidad eran agentes secretos de ingognito y que debian actuar en una reunion secreta que se celebra en un misterioso castillo.

Película sin ningún tipo de sentido, se sustenta sobre lo absurdo, algo que está acorde con el tipo de humor que practicaban los hermanos Calatrava. Es difícil pensar en esta película, la verdad, cruza el umbral de lo horroroso pasando por el patetismo más absoluto. El "éxito" de los hermanos Calatrava era algo inhóspito, pero lo tuvieron, en el ámbito musical editaron muchos discos, con canciones delirantes de letras despampanantes. También rodaron bastantes películas, algunas han conseguido mantenerse en el recuerdo colectivo como una anécdota, lo más parecido que podemos encontrar ahora son las películas de Chiquito de la calzada; aunque escarbando seguro que aparecen más y peores ejemplos.


Apenas se puede comentar algo de la película, trata de ser una comedia terrorífica, en cierto modo lo consigue, pues es un horror y te hace reír por no llorar. La cuestión es que hasta resulta ser una experiencia que te plantea si vale la pena seguir viviendo, una vez finaliza descubres que si, cuando en la pantalla aparece la palabra FIN tu apego por la vida aumenta de forma considerable. Durante la película se nos castiga con números musicales interpretados por el dúo protagonista, un completo delirio. Intentan hacer amago de mostrar situaciones cómicas con coreografías torpes, inútiles, absurdas... Creo que en esta película nada es gracioso con su intención de pretenderlo, puede ser gracioso, pero por otros motivos. Aunque también hay que decir que la vergüenza ajena puede aflorar con tal rapidez que desearías no haber visto nada de la película, ni la portada, pues si llegas a ver la portada puedes llegar a sentir la extraña necesidad de ver que diantres han hecho.


La película es tan mala que no vale la pena comentar los aspectos negativos, es más fácil afirmar que no hay nada positivo en ella. Siendo benévolo, podría defender unos fragmentos de la banda sonora que tienen ese punto casposo surrealista, incluso se te mete en la cabeza y terminas cogiéndole cariño. También hay que decir que la película se proyectó en un ambiente festivo y alocado, aún así, costó mucho aguantar el tormento. No he conseguido encontrar ningún vídeo, pero tampoco es necesario.

25/11/11

Arrebato


TÍTULO ORIGINAL: Arrebato
AÑO:1979
DURACIÓN: 110 min.
PAÍS: España
DIRECTOR: Iván Zulueta
GUIÓN: Iván Zulueta
MÚSICA: Grupo Negativo
FOTOGRAFÍA: Ángel Luis Fernández
REPARTO: Eusebio Poncela, Cecilia Roth, Will More, Marta Fernández-Muro, Carmen Giralt, Luis Ciges, Antonio Gasset
PRODUCTORA:N.A.P.C.

José Sirgado (Eusebio Poncela) director de películas Serie B está en crisis creativa y personal. No es capaz de consolidar su ruptura con Ana (Cecilia Roth) y además recibe noticias de un inquietante conocido (Will More), adicto a filmar en Super 8 y obsesionado en descubrir la esencia del cine.

Arrebato está considerada obra de culto dentro del cine español, pese a ello pasó desapercibida durante la década de los 90, hasta que en 2002 se reedito en Dvd. Y yo, a estas alturas (la película es de 1979) todavía aún no había visto, así pues he decidido ponerle remedio. A pesar de haber sido premiada a mejor película en 1980 en Mystfest (Cattolica, Italia). Y nominada en esa categoría en 1982 en el Fantasporto y del cual no se fue con las manos vacias, se llevó el premio a mejor actor, guión y premio de la crítica. Algunos me pegarán por lo que voy a decir, pero yo no le he encontrado ese punto, por el que muchos la alaban.
Eso no significa que me haya desagradado, pero tampoco me ha vuelto eufórico. De hecho la sensación que me ha dejado es muy oscilante, ambigua e inestable, igual o incluso más que la propia película, que resulta un tanto difícil de digerir. Sin embargo la película me ha cautibado sumamente rápido en algunos momentos, pero me ha resultado un tanto insulsa en otros. Por ese motivo me veo obligado ha posicionarla con dos estrellas, ya que algunos momentos me parecian muy interesantes pero otros sacrificaban toda esa 'virtud' que había ganado en mí la película hasta esos momentos.

Su planteamiento es sublime, no lo discuto, pero tiene momentos que únicamente sirven de relleno, esos precisamente son los que desfiguran el conjunto y para mi gusto suponen un lastre en la historia. Por ejemplo, la escena inicial en la que José está en la sala de montaje editando la secuencia final de su próxima película o la fugaz aparición de la Tía Carmen. Son algunos de los elementos y personajes que te apartan del hilo argumental y que tampoco conducen, ni aportan nada relevante a la verdadera historia, la de Pedro y su ‘vasallo’ José.


Ivan Zulueta tuvo una corta trayectoria, pero supo realizar con buenas maneras una extravagante película de reminiscencias sobre el mito del vampirismo. La película impone su presencia con un leitmotiv bastante anacrónico, las drogas. Mostrando su devastador efecto en el ser humano y hasta que punto la curiosidad se convierte en obsesión. Obsesión por hallar la verdad y el sentido de su existencia. De esa manera Pedro se vera atrapado en una vertiginosa espiral de la que no podrá escapar hasta descubrir el secreto que esconden esos misteriosos fotogramas, arrastrando consigo a José.

Además de la línea principal de la historia, ésta parte es la más interesante. Entorpecida por los momentos de la turbulenta relación entre José (Eusebio Poncela) y Ana (Cecilia Roth), situaciones que están incluidas con calzador. Esas 'subtramas' fuerzan el enigmático clima que tiene la cinta, hasta tal punto que la verdadera historia se resiente casi en su totalidad. Además tampoco aportan nada realmente interesante, desvian el hilo argumental y ralentizan la historia. Sacrificando cualquier atisbo de interés e intriga que pueda albergar el espectador, por suerte esos momentos son escuetos, así que nuestro interés se recupera con suma facilidad, pero la película termina por convertirse en una autopista con demasiados peajes.
Zulueta (que fue el guionista) retoma las ‘aventuras’ de Pedro con cierta avidez, a pesar de que la relación ex-matrimonial se extiende a lo largo de casi toda la cinta. En definitiva, esos momentos romanticos, en los que la pareja se acaban tirando los trastos a la cabeza y reprochandose su caracter constantemente, tan sólo hacen que ocupar minutos de cinta. Cosa incomprensible cuando su duración se extiende algo más de 100 minutos. Se podrían haber suprimido algunas escenas, sin más reparos, la película hubiera ganado enteros. La turbulenta relación expulsa al espectador de los hechos principales, en los que Pedro (Will More) será el auténtico e indiscutible protagonista, incluso eclipsando la brillante interpretación que se marca Eusebio.


Hablando del reparto que se centra en tres actores, el resto son pura paja. El único que ha seguido un poco en la brecha actoral ha sido Eusebio, que ha participado en películas como Intacto de Juan Carlos Fresnadillo, 800 Balas de Alex de la Iglesia o la reciente La Herencia Valdemar del debutante José Luis Alemán.
Cecilia Roth también ha seguido haciendo sus pinitos en el mundo del cine, desgraciadamente no conozco ninguna de las obras que figuran en su filmografía. La única que me suena un poco por el título es, Todo Sobre mi Madre. Por lo tanto no puedo dar referencias de si su capacidad actoral aumentó con los años, ya que aquí se ve algo relegada a un segundo...-rectifico- tercer plano. Y de Will More, más allá de 1990 nada más se supo. Posteriormente a Arrebato, no pasó de realizar tres cortometrajes y un par de largos, dejando así una invisible estela a seguir. Una verdadera lástima, ya que me ha parecido bastante acertada su interpretación, tanto, que me atrevo a decir que se interpretaba a si mismo. El resto de personajes son apariciones tan fugaces, que no merece la pena ni mencionarlas, además no interfieren para nada en la historia.

La banda sonora estuvo a cargo del propio Ivan Zulueta y el grupo Negativo la primera banda con denominación, actitud e influencias puramente Punk de Donosti (sic). Banda formada por Borja Zulueta, (hermano de Ivan) tras la disolución de Brakaman de la que era el fundador.
La banda sonora es de corte clásico, ambiental y muy psicotrópica. Aunque muchas de las escenas no están orquestadas, apoyando toda su esencia y misterio en el sonido ambiente o sonidos de estudio, como el inquietante sonido de la cámara al grabar los sueños de Pedro. Se ha incluido un tema, posiblemente del propio grupo, pero en el momento que se ha insertado es un resumen de acciones, así que no queda fuera de tono.
El sonido está bien tratado, salvo las voces. No sé que pasa en el cine español que los diálogos no se escuchan con claridad. Problema, que sorprendentemente, hoy en día sigue sucediendo. Así que ya no sé que pensar...¿Serán los actores que no saben vocalizar? ¿O será culpa de grabar el sonido al vuelo con un mal equipo? La cuestión es que casi siempre hay frases que resultan inteligibles, y en el cine extranjero no pasa....

Arrebato, es una película un tanto difícil de digerir que restando ciertos momentos que se vuelven, algo irreverentes y consiguen apartarnos de la historia principal, tiene algo que no sabría definir, algo que la hace interesante de ver, puede que el secreto esté en esos fotogramas....


24/11/11

Críticas Festival de Sitges 2011

Todo lo bueno llega a su fin. Así que damos por clausurada la cobertura realizada en el marco del Festival de Sitges. A continuación tenéis un listado en forma gráfica de todas las críticas realizadas durante y posteriormente al festival.
Si clicais en la portada, os conducirá a la respectiva crítica. De todas formas, en el siguiente enlace (fijo) tenéis los títulos y la cobertura previa al festival. El año que viene más y mejor.