28/7/13

Lobezno inmortal

Lobezno inmortal dirigida por James MangoldTítulo original: The Wolverine (X-Men Origins: Wolverine 2)
Año: 2013
Duración: 126 min.
País: Estados Unidos
Director: James Mangold
Guión: Mark Bomback, Scott Frank (Cómic: Frank Miller, Chris Claremont)
Música: Marco Beltrami
Fotografía: Matthew Libatique
Reparto: Hugh Jackman, Famke Janssen, Svetlana Khodchenkova, Will Yun Lee, Tao Okamoto, Brian Tee, Hiroyuki Sanada, Hal Yamanouchi, Rila Fukushima
Productora: Marvel Enterprises / Twentieth Century Fox Film Corporation

Un Logan amnésico busca respuestas sobre su pasado en el mundo del crimen organizado de Japón, donde un hombre al que salvó la vida en el pasado le ofrece algo que lleva tiempo deseando: hacer a Lobezno mortal.

Hace ya más de una década que un joven llamado Bryan Singer trasladaba a la gran pantalla el universo de los X-Men, creados por la editorial Marvel. Aunque no gustó a todo el mundo, típico en las adaptaciones con cambios estéticos, y en ocasiones narrativos. No cabe duda, que el joven cineasta abrió una puerta al nuevo cine de superhéroes, cambiando las mallas de colorines por el cuero negro y unos diseños más oscuros.

Debido al éxito general del film entre el público, el neoyorquino se haría cargo de la respectiva secuela en 2003, siendo relevado en 2006 para una inferior tercera entrega por Brett Ratner, director de Hora punta o el episodio piloto de la serie Prison Break.
Más tarde, en 2009, Gavin Hood realizó un spin-off del personaje más carismático de todo el grupo de mutantes recreado por Singer, Lobezno. Adaptación que profundizaba mucho más en los orígenes del personaje, premisa iniciada en la segunda parte dirigida por Singer. Sin caer en lo catastrófico, la obra de Hood desperdiciaba en una nube pirotécnica al carismático personaje de las garras de adamantium, sobre todo en su tramo final.

Posteriormente a ésta, el éxito alcanzaba otra vez a la franquicia, con los orígenes del profesor Charles Xavier y Erik Lensherr (alias Magneto) en X-Men: Primera Generación, dirigida por Matthew Vaughn, responsable de la genial y divertida Kick Ass. Parece ser, que el ánimo infundido y las buenas críticas (para mí, junto con las dos primeras, es la mejor), ha reavivado la llama en el corazón de Bryan Singer para hacerse cargo de la obvia y respectiva secuela, X-Men: Days of Future Past, que se espera su estreno para el 2014.


No es el único que, además de hacer un buen dinero, ha visto la oportunidad de seguir contentando a los seguidores de los mutantes.
James Mangold, director de Identidad y del remake del western El tren de las 3:10, basado en la obra de 1957 dirigida por Delmer Daves, se sube al carro. Con esta personal secuela del spin off pasa la mano por la cara a Gavin Hood, con una versión más que digna y exprimida del personaje. Es cierto que el éxito reside en la combinación argumental.
Mangold realiza una notable película de Yakuzas y samurais de factura americana, pero con dos mutantes, Lobezno y Vibora, ¿qué más se puede pedir? Nada. Mark Bomback y Scott Frank, guionistas de La Jungla 4 y Minority Report, aúnan fuerzas para elaborar un guión con los tópicos del blockbuster y los elementos inteligentes de una buena trama, creando un buen compendio entre ambos. Consiguen que sus dos horas te pasen como un suspiro.

No hace falta decir que los que esperen una amnésica nube de efectos especiales, mejor se esperen a los estrenos venideros Guerra Mundial Z o Pacific Rim, ambos prometen millones de dólares invertidos en grandes explosiones y chascarrillos de blockbuster plano sin entresijos argumentales.

Cierto, que los primeros minutos del film con el sueño/prologo de Lobezno, que nos sitúa en un ataque como el de Hiroshima, sino ese mismo, me hicieron sospechar lo peor. Y eso que mis expectativas eran bastante flojas. Pero tras ese prólogo, se indaga en el personaje y sus temores como es debido, haciendo referencia a los acontecimientos del pasado, del que Lobezno se considera responsable y turba sus propios pensamientos.

En ciertos aspectos, se podría decir que han Nolanizado al personaje, sin llegar a las cotas del Batman de Christopher Nolan. Es un tanto oscuro debido en parte a la sensación de culpa, pero no pierde la esencia del resto de entregas, en las que Hugh Jackman se ha puesto las garras y patillas.

Hay escenas de acción, pero sin demasiados excesos visuales, si acaso la escena del tren, claro homenaje a Matrix Reloaded o la batalla final, pero muy bien filmada y pulso visual por parte de la cámara. No tanto, en alguna persecución/huida a pie en el primer tramo del film, en la que se nota cierta inexperiencia u cambio de unidad de filmación para seguir las acciones de los protagonistas, creando un vaivén innecesario al ojo del espectador.

El resto todo está muy bien realizado, los efectos son muy coherentes y mejor realizados en cuanto a lo digital se refiere, la trama está muy bien desarrollada, tiene pequeños entresijos donde la mafia y las conspiraciones corporativas hacen que como espectadores estemos muy atentos a lo que se sucede, sin poner nuestra atención en aspectos externos por aburrimiento, y a la vez, sin devanarnos el cerebro para entender lo que sucede.

A nivel interpretativo todos están correctos, claro qué, el que lleva todo el peso es Jackman que se ha hecho con el personaje sobradamente. Además ya ha demostrado su capacidad en films como El ultimo truco o Los Miserables. Svetlana Khodchenkova (El topo) es la villana de la película, sus apariciones son algo escuetas en el papel de Vibora, pero fácilmente recordables a pesar de ello. Su interpretación me recordaba en ocasiones a Hiedra Venenosa de Uma Thurman en el Batman y Robin de Joel Schumacher.


Tao Okamoto se convierte en la chica que de alguna forma sustituye a Jean en los pensamientos de Lobezno, y Rila Fukushima es una compañera ideal para los momentos más apurados de Lobezno, por primera vez las pasa verdaderamente canutas. Ambas debutan en el film como su primer largometraje, a pesar de la inexperiencia sus interpretaciones son bastante correctas.

Marco Beltrami adecua la banda sonora a cada momento del film con un buen hacer sobre las imagenes que se sucenden en la pantalla, llegando a los momentos más turbios y oscuros del film con ese toque que imprime Hans Zimmer en los Batman de Nolan, pero algo más recargados y complejos. Aunque por lo general todos los cortes son mucho más soberbios adecuados a la acción. Beltrami tiene una trayectoria respaldada por una larga lista, La Jungla 4, Hellboy, El tren de las 3:10 (del propio Mangold, Blade 2, Mimic o la inminente Guerra Mundial Z.

Solo me falta remarcar que no es el clásico blockbuster palomitero de encefalograma plano, no todo hace falta que sea tan Nolan, pero a los que nos gusta ver una película, más que comer palomitas, agradecemos que nos hagan pensar y reflexionar de vez en cuando. Y por supuesto, hay escena post-créditos de cara a X-Men: Days of Future Past.

Puntuación

25/7/13

Sitges 2013: Nuevos títulos

Tras unos días bastante oxidado por el excesivo calor, las obligaciones laborales (en ocasiones, excesivas) y algunas tareas veraniegas para compensar dichos excesos, no nos hemos hecho eco de la noticia sobre la charla realizada por Ángel Sala de cara al público, que se sucedía ayer tarde 24 de julio en la antigua Fábrica Moritz.

Pero desde éste pequeño espacio virtual seguimos apoyando la gran labor que realiza la organización del Festival de Sitges. En breves días pisamos agosto, y como cada año, en dichas fechas se siguen sumando títulos importantes a la programación venidera. Uno de los títulos que servidor esperaba encontrar dentro del marco del festival, era The World's End, el último trabajo de Edgar Wright. Finalmente, se suma a la larga lista de títulos anunciados, y a los que todavía están por llegar. Título que ha pasado automaticamente a mi lista de visionados preferentes.


Wright completa de esta manera una pseudo trilogía, junto al tándem protagonista Simon Pegg y Nick Frost. Ambos actores han protagonizado Zombies Party (Shaun of the Dead, 2004) y Arma fatal (Hot Fuzz, 2007), qué si bien, no tienen nada que ver argumentalmente, siguen una misma tonalidad artística, no parece que la aquí presente cambie de rumbo, todo lo contrario.

The World's End, cuenta la lucha de un grupo de aficionados a la cerveza y los pubs contra una invasión hostil de alienígenas. Wright promete cerrar con éste 'fin del mundo' un tridente del humor inglés tan en auge en los últimos años, con títulos como Doghouse (Jake West, 2009), Attack the Block (Joe Cornish, 2011) o Grabbers (Jon Wright, 2012), todas ellas presentes en anteriores ediciones de Sitges.


Otro director que presentará su último trabajo en la Sección Oficial, es Alex Van Warmerdam. Borgman, su nueva película causó sensación en el último Festival de Cannes. En palabras del festival Borgman es una comedia negra inclasificable, que bordea los territorios del terror y lo absurdo, como es habitual en la obra del holandés. Sitges recuperara también algunas de las películas anteriores de Warmerdam.


Se suman a la lista algunos remakes. We Are What We Are, el remake de Jim Mickle (responsable de Stake Land, 2010) sobre la película mexicana Somos lo que hay vista en la edición de 2010 de Sitges. Y Patrick, basada en la famosa película de terror de Richard Franklyn de 1978 que ha dirigido Mark Hartley, autor de los documentales No Quite Hollywood (2008) y Machete Maidens Unleashed! (2010).

VHS 2 también será incluida, lógico, pues ya se contó en la pasada edición con la primera parte, aunque ésta dividió sendas opiniones entre el público. El esquema será exactamente el mismo, nuevos segmentos llenos de horror dirigidos por algunos de los más representativos nuevos valores del cine de género actual.


Sitges Family presentará la première de una superproducción coproducida desde Catalunya, Mariah Mundi and the Midas Box, una aventura juvenil en la línea de Harry Potter o Los Goonies, con una reparto encabezado por Sam Neill, Michael Sheen y Lena Headey.

Por último, remarcar la salida de los bonos clásicos de cada año, ésta misma mañana del jueves, 25 de julio, a las 12 horas, a través de Telentrada. Hay tres tipos de abonos disponibles:

Abonos Matinée: 99 €
Válido para acceder a las sesiones del Auditori hasta las 15 horas, durante todo el Festival (no incluye las sesiones del maratón n del 20 de octubre).

Butaca VIP: 350 €
Válido para acceder a las sesiones del Auditori durante los días del Festival, incluyendo la gala de inauguración, la de clausura y la maratón del 20 de octubre.

Abonos Auditori: 250 €
Válido para acceder a las sesiones del Auditori durante todos los días del Festival (no incluidos las galas de inauguración, clausura y maratón del 20 de octubre.

17/7/13

Sitges 2013: Cinematografías emergentes


Se siguen confirmando nuevos títulos para el cuadrágesimo sexto certamen del Festival de Sitges 2013, que se celebra del 11 al 20 de octubre. La organización reserva un espacio a las cinematografías emergentes. Donde la israelista Big Bad Wolves dirigida por Aharon Keshales y Navot Paushado, y la filipina Sapi de Brillante Mendoza, estarán presentes en un Festival que se abre al cine de género de nuevos mercados.


Big Bad Wolves llega a Sitges después de una impresionante recepción en el pasado Festival de cine de Tribeca y habiendo recogido en estos meses uno de los hype más favorable de la cosecha de género del presente año.

Ésta se enmarcará dentro de la Secció Oficial Fantàstic a competición, qué, en palabras de la propia organización, resulta un título contundente y brillante, mezcla de horror y un incorrecto humor negro. En la edición de 2011, dentro de su sección Midnight-Xtreme, se contó con la opera prima de sendos directores, un slasher titulado Rabies.

Brillante Mendoza regresa desde Filipinas, éste fue el ganador en 2009 del Premio al Mejor Director en Sitges por su brutal Kinatay y en esta edición presentará Sapiuna película que mezcla –con sabiduría– el horror (en este caso el cine de fantasmas y posesiones) con el fresco social mediante un tratamiento limítrofe entre la ficción y el documental.



Además de la Sección Oficial, Nuevas Visiones (a través sobre todo, de su apartado Emergents) y Brigadoon presentarán una amplia selección de productos procedentes de nuevas cinematografías que podremos ver en Sitges 2013.

14/7/13

Star Trek: En la oscuridad

Star Trek: En la oscuridad dirigida por J.J. AbramsTítulo original: Star Trek Into Darkness (Star Trek 2)
Año: 2013
Duración: 132 min.
País: Estados Unidos
Director: J.J. Abrams
Guión: Alex Kurtzman, Damon Lindelof, Roberto Orci (Serie original: Gene Roddenberry)
Música: Michael Giacchino
Fotografía: Dan Mindel
Reparto: Chris Pine, Zachary Quinto, Zoe Saldana, Benedict Cumberbatch, Karl Urban, Simon Pegg, John Cho, Anton Yelchin, Alice Eve, Bruce Greenwood, Peter Weller, Noel Clarke, Leonard Nimoy
Productora: Bad Robot / Skydance / Paramount Pictures

Cuando a la tripulación de la nave Enterprise le ordenan que regrese a casa, en la Tierra se enfrentan a una terrorífica fuerza que, aparentemente desde dentro, ha perpetrado un ataque a la cúpula de la Federación y todo lo que esta representa, sumiendo a la flota en una profunda crisis. Con un asunto personal que resolver, el capitán Kirk encabeza una incursión a un planeta en guerra para capturar a un hombre que es un arma de destrucción masiva. A medida que nuestros héroes se van sumergiendo en una épica partida de ajedrez a vida o muerte, la lealtad se verá puesta a prueba, las amistades se romperán, y habrá que hacer ciertos sacrificios por la única familia que le queda a Kirk: su tripulación.

Nunca he sido seguidor de Star Trek, ni siquiera he visto más allá de algún fragmento suelto haciendo zapping. Queda claro, que mis conocimientos sobre el mundo Trekkie es tan escaso como las lluvias del Sahara. La anterior película dirigida por Abrams, fui al cine a verla, más por curiosidad que por interés. Esta vez ha sido un poco deudora de aquella, no me pareció un peliculón pero tampoco un desastre, y la curiosidad ha vuelto a arrastrar mi cuerpo hasta una sala.

Obviando las múltiples referencias y guiños, que sin duda los fieles seguidores disfrutaran mucho más que un servidor. La película está bien ideada y construida para que el resto de mortales ajenos a la serie creada por Gene Roddenberry, y los varios films realizados en torno a ésta, entiendan perfectamente el argumento de éste actualizado e inteligente blockbuster, sin tener que leer una enciclopedia sobre el mundo Trekkie. Así pueden disfrutar de muchos de estos guiños entre personajes, a pesar de desconocer el origen de los mismos.


Salvo algunos aspectos técnicos, como el exceso de brillantes efectos de iluminación (marca de la casa en las películas de Abrams) que sobrecargan los planos en más de una ocasión, y algún combate cuerpo a cuerpo en el que la cámara no se mueve con toda la estabilidad que se requiere, la película tiene una factura impecable.
A pesar de contar con mucha digitalización y pantalla verde, el diseño de producción es muy solvente e impresionante en sus diseños retrofuristas, muy futuristas en la parte externa y puentes de mando, fusionando a la perfección ese estilo moderno con lo retro, en sitios donde la mecánica (motores, salas de máquinas etc.) hacen acto de presencia.

A nivel actoral de personajes secundarios, hay que destacar a Peter Weller, el actor de Robocop, del que poco he sabido hasta verlo por estos lares. Ni me había fijado en el reparto completo, con lo cual, la sorpresa ha sido terriblemente agradable. Su papel es escueto, aunque de suma influencia en el tramo final de la película, su presencia impone respeto y su aspecto actual le va como anillo al dedo al papel que le endosan.
Sin olvidar al grandísimo Simon Pegg, que ya participó en la anterior entrega. Poco o nada se puede decir que no haya demostrado el actor británico en otros films como Hot Fuzz (a.k.a Arma Fatal) o Shaun of the Dead (a.k.a Zombies Party). Al contrario que Michael J. Fox, éste envejece a pasos agigantados, pero de verdad menudo papelón realiza con los escasos minutos que le dejan en pantalla. El resto, más bien en su sitio sin salirse ni ocultarse. Zoe Saldana (Avatar) contesta la mayoría de sus frases, únicamente hay dos momentos en los que su papel cobra/destaca, la pelea verbal con Spock (rabiosamente divertida) y la conversación con un Klingon Y Karl Urban (Dreed 3D) tiene algún diálogo/momento divertido con el capitán Kirk, aunque no tiene una labor excesivamente importante en toda la misión. Lo que realiza al final, podría haberlo hecho cualquier otro miembro de la tripulación.


A nivel principal de actores el protagonismo recae sobre el dúo Kirk/Spock. Abrams sigue explotando la dinámica de la anterior entrega con la relación amor/odio entre el capitán James T. Kirk y Spock, encarnados por Chris Pine y Zachary Quinto, respectivamente, aunque éste último carezca de emociones, 'rol' del personaje original, las situaciones entre ambos siguen dando un buen fruto cómico sin caer en el ridículo y sensacionalismo absurdo. Si algo se puede recriminar es el carisma, del que yo entiendo el verdadero villano del film interpretado por Benedict Cumberbatch (War Horse), el hecho de que sea tan misteriosamente inerte su labor y poderes, hacen que no sea lo suficientemente malvado.

La banda sonora vuelve a estar a cargo de Michael Giacchino que ya ha trabajado con Abrams en la Super 8 y en la obra precedente a ésta que aquí nos ocupa hoy. El score cobra mayor protagonismo en la segunda parte, al menos yo he notado un mayor repiqueo de las notas en el segundo tramo del film, realzando bastante la épica y la adrenalina de las escenas más espectaculares.

Aunque no por ello, los guionistas Roberto Orci, Alex Kurtzman, ambos guionistas de Transformers que ya escribieron el guión de la anterior, y el recién incorporado al tándem, Damon Lindelof (Cowboys and Aliens, Prometheus) olvidan un buen argumento, poco original pero bien construido, sin caer en la estupidez típica de muchos blockbusters. Aprovechan muy bien las características y personalidad de los personajes, dando un toque sarcástico en muchas de las ocasiones. El montaje está bien distribuido, se intercala bien las espectaculares e hiperbolizadas escenas de acción con el resto de escenas.

Un entretenido, digerible e inteligente producto veraniego, que su aparente excesiva duración se hace realmente amena y dinámica, gracias a un buen trabajo en la sala de edición. Si bien, como cualquier mega producción, va a contar con detractores y alabadores, tanto fans de la serie, como público ajeno al universo Trekkie. En mi caso, no va a pasar a una de mis películas favoritas, pero la he disfrutado como un entretenimiento por encima de la media intelectual de la mayoría de blockbusters.

Puntuación

9/7/13

Profaned Films

Este próximo domingo día 14 de julio a las 17h, La Oscura Ceremonia, que actualmente se encuentra inmersa en el rodaje de la película Megamuerte, ha cedido una de sus habituales Spooky Cinema a la asociación Industrial Bloodbath.


Bajo el nombre de Profaned Films nos traen dos suculentas películas. Hellraiser - El montaje del script y en segundo lugar Evil Dead - La versión del acomodador. Un par de clásicos en unos formatos no vistos hasta ahora.

El lugar; Centro Civico Les Basses C/ Del Teide 20 Barcelona Metro L5 Vilapicina Barcelona. La entrada será gratuita.